Compartir

VIOLA DAVIS VIUDAS - EL PALOMITRÓN

LOS ANTECEDENTES

Hace un par décadas, proyectos de presupuesto medio (alrededor de 50 millones de dólares) como Viudas, con un reparto lleno de caras conocidas (son gente que les ha dado mucho dinero a los grandes estudios de Hollywood) y con una muy buena reputación (suman 12 nominaciones y 2 dos victorias en los Oscar), eran muy habituales. Lamentablemente, hoy en día son un rara avis. Por esa razón, es importante darle nuestro apoyo a una película como esta que además rompe el techo de cristal en más de un aspecto.

LA PELÍCULA

No es Ocean’s 8. Nos encantan las dos cintas, pero tonalmente no podrían ser más distintas. Lo decimos de entrada para que no haya dudas sobre lo que es y no es la película. Es un filme en el que hay un atraco, sí, pero está dirigido por Steve McQueen, el director de Shame. La película protagonizada por Michael Fassbender y Viudas tienen más elementos en común de lo que parece. Ambas son dramas urbanos (los edificios están rodados como construcciones opresivas) con una visión pesimista y desoladora de la humanidad. Gillian Flynn (guionista y escritora de Perdida) ha coescrito el guion y, en una línea similar a Heridas abiertas, habla del duelo, del trauma y de su naturaleza como eternos compañeros de viaje. Un tema central en el cine de género del 2018, como apunta, de forma muy acertada, este artículo de Britt Hayes.

Viudas está contada en un estilo muy HBO (es como una serie de 2 horas). La historia se toma su tiempo y siempre antepone el desarrollo de personajes a la acción, mas no se sobreexplican sus motivaciones. Aunque pueda parecer cogida por los pelos, nos parece adecuada una comparación con El Padrino (no temáticamente, pero sí vemos similitudes en la cadencia, en la voluntad (ambición) de hacer una radiografía social y en el uso de simbolismos).

VIOLA DAVIS MICHELLE RODRIGUEZ ELIZABETH DEBICKI - EL PALOMITRÓN

ELLOS Y ELLAS

Viola Davis lidera la película. Su trabajo interpretativo vertebra Viudas. Por suerte para ella, no está sola. A su lado tiene a Elizabeth Debicki (El infiltrado), Michelle Rodriguez (Fast & Furious), Cynthia Erivo (lo mejor de Malos tiempos en El Royale, y esto es un gran cumplido) y Carrie Coon (The Leftovers). Debicki tenía sobre el papel un personaje muy laborioso; por eso, al conseguir ejecutarlo de forma convincente la hace destacar aún más. Además, goza de muy buena química con Rodriguez, y sus escenas suponen un alivio cómico clave para compensar la intensidad dramática. Coon tiene un papel más antipático (no tanto como el de Robert Duvall), pero su presencia es necesaria para cierto punto de inflexión de la historia.

También destacan Daniel Kaluuya (quien posee una versatilidad admirable, puesto que en Viudas está terrorífico) y la reina de adueñarse de películas en las que solo sale una escena: Jacki Weaver.

LA SORPRESA

Es refrescante ver que, por una (¿primera?) vez actores de primer nivel (estrellas) son contratados para hacer de esposos de las protagonistas.

VIUDAS DANIEL KALUUYA - EL PALOMITRON

LA SECUENCIA / EL MOMENTO

La que transcurre en un campo de baloncesto por su sordidez y frialdad.

TE GUSTARÁ SI…

Amas el buen cine adulto de presupuesto medio, aprecias el suspense (contado de forma no obvia, sin subrayados), te atrae alguno de los numerosos nombres con prestigio asociados al proyecto (hasta Hans Zimmer se ha apuntado a la fiesta) o si quieres ver una película bien hecha por la que vale la pena pagar una entrada.

LO MEJOR

  • El cuarteto principal de mujeres (Viola Davis, Elizabeth Debicki, Michelle Rodriguez, Cynthia Erivo) y Carrie Coon.
  • Daniel Kaluuya.
  • ESE plano secuencia en el coche, por su fuerza discursiva.
  • Lo bien filmada que está.
  • El excelente guion escrito a cuatro manos por Gillian Flynn y Steve McQueen basado en el guion de la serie de televisión británica escrito por Lynda La Plante.

LO PEOR

  • Que no dure más.

 

Pau Jané

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.