Compartir

premios_goya_2018

La 32.ª entrega de los Premios Goya ha estado marcada por la reivindicación del papel de la mujer en la industria cinematográfica. Aunque de los 135 nominados solo 30 eran mujeres, estas han sido capaces de romper todos los esquemas y tabúes y hacerse con el protagonismo de la última entrega de los Premios de la Academia de Cine. Han caído dardos envenenados, como el “Os está quedando un campo de nabos feminista precioso” de Leticia Dolera al presentador Joaquín Reyes, o la ola de abanicos rojos con el hashtag #MÁSMUJERES, que se ha convertido en uno de los símbolos de la noche.

Handia partía como la película favorita con 13 nominaciones. Después de ganar su décimo Goya (la mayoría por aspectos técnicos), pocos dudaban que no fuese a ser ya la gran vencedora en los premios principales: mejor dirección y mejor película. Sin embargo, mientras Juan Antonio Bayona y Gracia Querejeta parecían ir a clamar como campeones a Jon Garaño y Aitor Arregi, el nombre de Isabel Coixet arremetió como un torbellino y dejó boquiabiertos a los espectadores al alzarse con la estatuilla. Ni ella se lo esperaba. Segundos después de recibir el galardón, Carlos Saura y Penélope Cruz dictaban sentencia: La librería se convertía en la mejor película del año. Algo inesperado dados los resultados de los Premios Feroz, que auguraban a Verano 1993 como la gran vencedora del año si Handia no salía elegida.

Aunque los premios estuvieron muy bien repartidos (de las principales nominadas las únicas que no se llevaron nada fueron Abracadabra y Oro), se echaron de menos las nominaciones de Núria Prims y Juan Diego por sus excepcionales interpretaciones en Incierta gloria y No sé decir adiós, respectivamente.

Momentos destacados de la gala

  • Desde el comienzo la noche prometía una constante reivindicación de los derechos de la mujer: abanicos rojos con el hashtag #MÁSMUJERES y un discurso de apertura en el que se recordó que, después de 31 ediciones, solo 3 mujeres habían recibido el Goya a mejor dirección, entre ellas Isabel Coixet.
  • La presencia de Javier Bardem y Penélope Cruz, una de las más comentadas en las redes sociales, y de Emily Mortimer y Bill Nighy, protagonistas de La librería.
  • Leticia Dolera a un sonrojado Joaquín Reyes: “Os está quedando un campo de nabos feminista precioso”.
  • Cristina Castaño ha recordado la importancia de los cortometrajes, que son la carta de presentación de grandes artistas.
  • Breves gags humorísticos, como el Actores primordiales, donde se reúne a varias caras famosas de la comedia española, y Las musas del cine español, que satiriza las tendencias creativas que siguen siempre algunos directores, entre ellos José Luis Cuerda, Juan Antonio Bayona e Isabel Coixet.
  • En su discurso tras recibir el premio a mejor dirección novel, Carla Simón criticó el estigma social que persiste contra quienes padecen VIH.
  • El emotivo homenaje a Marisa Paredes durante la entrega de su Goya de Honor.
  • El discurso de los vicepresidentes de la Academia de Cine, Mariano Barroso y Nora Navas, que homenajearon a la actual presidenta, Yvonne Blake, convaleciente debido a un ictus, y recordaron al gobierno el gran aporte que tiene el cine español en la economía nacional.
  • Jorge Sanz pidió un aplauso para Reyes Abades, el emblemático técnico de efectos especiales fallecido hace unos días. Con lágrimas en los ojos, el público se levantó en una ovación como muestra de respeto.
  • Marlango cantó en directo los temas de las principales canciones originales nominadas.
  • El famoso in memoriam en recuerdo de todos los hombres y mujeres relacionados con el mundo del cine que fallecieron a lo largo del año. No faltaron Federico Luppi, Chiquito de la Calzada, Terele Pávez ni Reyes Abades.
  • Carlos Boyero hizo una aparición especial por Skype criticando a los presentadores y comparando la gala con el parto de un caballo: hermosa a la par que repugnante.
  • También tuvo su momento Brays Efe, quien da vida a Paquita Salas en la ficción homónima de Netflix.
  • La soltura y cercanía que irradiaba Julia Salmerón, protagonista del largometraje documental ganador: Muchos hijos, un mono y un castillo.
  • La victoria aplastante de Isabel Coixet en los dos premios principales: mejor dirección y mejor película.

Palmarés Premios Goya 2018

PELÍCULA: LA LIBRERÍA

premios_goya_2018

DIRECTORA: ISABEL COIXET POR LA LIBRERÍA

premios_goya_2018

ACTRIZ PROTAGONISTA: NATHALIE POZA POR NO SÉ DECIR ADIÓS

premios_goya_2018

ACTOR PROTAGONISTA: JAVIER GUTIÉRREZ POR EL AUTOR

premios_goya_2018

ACTRIZ DE REPARTO: ADELFA CALVO POR EL AUTOR

premios_goya_2018

ACTOR DE REPARTO: DAVID VERDAGUER POR VERANO 1993

premios_goya_2018

DIRECCIÓN NOVEL: CARLA SIMÓN POR VERANO 1993

premios_goya_2018

ACTRIZ REVELACIÓN: BRUNA CUSÍ POR VERANO 1993

premios_goya_2018

ACTOR REVELACIÓN: ENEKO SAGARDOY POR HANDIA

premios_goya_2018

GUION ORIGINAL: AITOR ARREGI, ANDONI DE CARLOS, JON GARAÑO Y JOSÉ MARI GOENAGA POR HANDIA

premios_goya_2018

GUION ADAPTADO: ISABEL COIXET POR LA LIBRERÍA

premios_goya_2018

FOTOGRAFÍA: JAVIER AGIRRE ERAUSO POR HANDIA

premios_goya_2018

DIRECCIÓN DE PRODUCCIÓN: ANDER SISTIAGA POR HANDIA

premios_goya_2018

MONTAJE: LAURENT DUFRECHE Y RAÚL LÓPEZ POR HANDIA

premios_goya_2018

DIRECCIÓN ARTÍSTICA: MIKEL SERRANO POR HANDIA

premios_goya_2018

DISEÑO DE VESTUARIO: SAOIA LARA POR HANDIA

MAQUILLAJE Y PELUQUERÍA: AINHOA ESKISABEL, OLGA CRUZ Y GORKA AGUIRRE POR HANDIA

premios_goya_2018

EFECTOS ESPECIALES: JON SERRANO Y DAVID ERAS POR HANDIA

premios_goya_2018

SONIDO: AITOR BERENGUER, GABRIEL GUTIÉRREZ Y NICOLÁS DE POULPIQUET POR VERÓNICA

premios_goya_2018

MÚSICA ORIGINAL: PASCAL GAIGNE POR HANDIA

premios_goya_2018

CANCIÓN ORIGINAL: LEIVA POR LA LLAMADA

premios_goya_2018

 

PELÍCULA DOCUMENTAL: MUCHOS HIJOS, UN MONO Y UN CASTILLO

premios_goya_2018

LARGOMETRAJE DE ANIMACIÓN: TADEO JONES 2: EL SECRETO DEL REY MIDAS

premios_goya_2018

PELÍCULA IBEROAMERICANA: UNA MUJER FANTÁSTICA

premios_goya_2018

PELÍCULA EUROPEA: THE SQUARE

premios_goya_2018

CORTOMETRAJE DE FICCIÓN: MADRE

premios_goya_2018

CORTOMETRAJE DE ANIMACIÓN: WOODY & WOODY

premios_goya_2018

CORTOMETRAJE DOCUMENTAL: LOS DESHEREDADOS

premios_goya_2018

GOYA DE HONOR: MARISA PAREDES

premios_goya_2018

Un sabor de boca agridulce

Entre premio y premio, los cómicos Ernesto Sevilla y Joaquín Reyes intentaron amenizar una gala en la que se respiraba tensión por todos lados. No estuvieron muy acertados con los chistes, calificados por algunos medios de meras “chorradas”, y se les notaba que el evento les venía grande. Mientras que el brutal e inteligente humor negro de Julián López en los Feroz enmudeció al público, Sevilla y Reyes optaron por el absurdo y el esperpento.

De las críticas no se libró nadie. La primera en encontrarse en el punto de mira fue la propia industria cinematográfica, dirigida por y para hombres, que a pesar de los ligeros avances de los últimos años, sigue manteniendo la brecha salarial entre actores y actrices. El siguiente en caer fue el ministro Méndez de Vigo, representante del gobierno, a quien se acusó de hacer falsas promesas en la reducción del IVA cultural. A esto se le añadieron numerosos fallos técnicos con imágenes mal montadas (de vez en cuando aparecían los teleprónter o algunos cámaras yendo y viniendo rodeados de cables) y micros abiertos, además de una evidente falta de coordinación en la planificación de los tiempos, con premios que no salían cuando debían y silencios incómodos. En resumen: una gala muy reivindicativa pero poco profesional que caerá fácilmente en el olvido.

David G. Maciejewski

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.