El Palomitrón

Espacio de Cine, Series y Libros

CINE CRÍTICAS REDACTORES

FAMILIA AL INSTANTE

LOS ANTECEDENTES

El talento del equipo es la fina línea que separa una película de sobremesa de esas que ponen los domingos en televisión, de una película con todas sus letras, digna de que se nos hinche la boca al decir “he ido al cine”. Y estando cómo están los precios, no es para menos. Familia al instante es un buen ejemplo de lo fina que puede llegar a ser esa línea, y es que hay ocasiones en las que incluso la temática parece querer acercarla a la siesta. En este caso, la adopción. Casi tan recurrente como el secuestro, acoger a niños es una de las grandes bondades que siempre quedan bien en esa clase de películas pero que apenas hemos visto en la pantalla grande. Recordaremos con facilidad The Blind Side (película de la que se ríen aquí), Secretos y mentiras o la animada La vida de Calabacín, pero ninguna de ellas hablaba directamente de la adopción y sus procesos. Para cambiar eso llega Familia al instante

LA PELÍCULA

Antes de empezar a hablar de la película, nos gustaría lanzar una petición formal a Hollywood. Dejad de ponerle una gorra con la visera hacia atrás a Mark Wahlberg. Tiene 47 años. Y una vez dicho lo más importante, adentrémonos en la comedia. Estamos ante la historia real de la vida del director Sean Anders, que adoptó tres niños y pasó de vivir tranquilamente con su mujer a tener familia numerosa. La experiencia fue tan dura y hermosa que pronto decidió que quería hacer una película sobre ello, así que empezó a hablar con más padres adoptivos y acabó conformando el guión de Familia al instante.

Un texto que funciona bien gracias a su sinceridad, y es que si algo transmite la película es honestidad. Habla de la adopción sin pudores, mostrando sus pros y contras, desde las dificultades de convivencia hasta el cambio de mentalidad en los padres. Lo hace, además, partiendo de un humor sencillo y para toda la familia que ofrece varios momentos ingeniosos que fácilmente provocaran la carcajada.

Aun así, la película se vuelve irregular rápidamente. Su parte inicial es claramente superior, cuando vemos a los futuros padres haciendo cursos de iniciación al mundo adoptivo, pero con la llegada de los niños a casa surgen varias subtramas que carecen de interés. Puede que las dos horas le pesen demasiado a esta comedia con corazón que, pese a sus errores, acaba por conmovernos. Y tiene algo muy importante que justifica la película en si misma: dan ganas de adoptar, y plantea reflexiones acerca de la paternidad que son muy importantes en una obra comercial como esta.

ELLOS Y ELLAS

Mientras Wahlberg ofrece la interpretación estándar de comedia a la que nos ha acostumbrado cuando lleva un arma en la mano, Rose Byrne brilla con luz propia adueñándose de la película. Su interpretación está cargada de ternura y sinceridad, mezclando de forma natural momentos de ira con otros llenos de sentimientos. Tambien sorprenden los niños, Gustavo Quiroz y Julianna Gamiz, que pese a su corta edad ofrecen dos buenas interpretaciones que se completan con Isabela Moner, una adolescente con grandes dotes interpretativas y un carisma desbordante. Isabela aparece brevemente en Sicario: El día del soldado y la veremos este año protagonizando Dora la exploradora, por lo que no es de extrañar que estemos ante una de las futuras actrices de moda en Hollywood. Y merecido lo tiene.

No podemos acabar sin citar a Octavia Spencer y la conocida cómica Tig Notaro, cuyos papeles secundarios dejan algunos de los mejores momentos de la película.

LA SORPRESA

Que supere la premisa de telefilm y se convierta en una película sincera y divertida.

LA SECUENCIA/EL MOMENTO

El running gag que protagoniza Iliza Shlesinger buscando recrear The Blind Side en la vida real.

TE GUSTARÁ SI…

Buscas una película ligera para pasar una buena tarde en familia. Y, por supuesto, si en tu entorno la adopción es (o será) un tema de actualidad.

LO MEJOR

  • Isabela y Rose, madre e hija haciendo dos grandes interpretaciones.
  • La honestidad de la película.
  • Tiene momentos realmente divertidos.
  • El mensaje respecto a la adopción, importantísimo. 

LO PEOR

  • El guión es irregular, presenta subtramas de poco interés y pierde el tono en ocasiones.
  • Wahlberg, que ya venía perdido de casa.

Ignasi Muñoz

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.