El Palomitrón

Espacio de Cine, Series y Libros

CINE DOSSIER CINE EL CINE EN LISTAS PALOMITRÓN COMPROMETIDO

10 DOCUMENTALES SOBRE CONCIENCIACIÓN ECOLOGISTA PARA ESOS FRIDAYS FOR FUTURE

Actualmente asistimos a una amenaza planetaria como nunca antes había existido frente a la humanidad. El cambio climático ha hecho saltar todas las alarmas y nos ha devuelto a una realidad de la que antes no éramos no conscientes y la pequeña y gran pantalla han reaccionado frente a semejante situación con documentales sobre el cambio climático, sus repercusiones y sus alternativas que han conseguido abrirnos a todos los ojos. De todos ellos, hemos seleccionado los más recomendables para, si no cambiar el mundo, al menos empezar a observar nuestra realidad desde una nueva óptica ecologista que nos haga replantearnos algunas cuestiones básicas.

La pesadilla de Darwin (Hubert Sauper, 2004)

Quince años nos separan del primer título de la lista, pero nada ha cambiado. Este es un documental duro, crudo y negro. No hay final feliz ni exhortaciones a un mundo mejor. No hay narradores carismáticos, banda sonora que amenice el tren de atracciones hacia la concienciación ecológica y, por haber, no hay ni siquiera imágenes agradables de ver. Quizá no había forma mejor de enseñarnos qué es lo que echamos al carro de la compra cada vez que acudimos al supermercado. De obligada visión si queremos entender de dónde viene nuestra comida, especialmente el pescado congelado.

Una verdad incómoda (Davis Guggenheim, 2006)

Al igual que su famoso libro homónimo publicado posteriormente, el ex vicepresidente de Estados Unidos, Al Gore, escribió el guion de este documental para alertarnos de la verdad que incomoda a todos los gobiernos del mundo y que pocos saben cómo gestionar: el proceso de calentamiento global de todo el planeta que amenaza con acabar con las formas actuales de nuestro mundo tal como lo conocemos hoy en día. A pesar de que ya han pasado trece años de su estreno, la visión de este documental es interesante más como una “revisita” de los clásicos que como un documento para conocer información que otros nos han detallado con más profundidad.

Home (Yann Arthus-Bertrand, 2009)

A pesar de que las advertencias que el fotógrafo Yann Arthus-Bertrand lanzó en 2009 en este grandioso lienzo visual sobre los efectos del cambio climático se están viendo cumplidas, es interesante regresar de nuevo a este documental no como una fuente de información sobre hechos que cada vez son más reales, sino como una forma de entender la complejidad humana en todas sus formas y manifestaciones y ser conscientes de cómo todos nosotros, como especie frágil en un universo vasto donde la vida humana es casi un milagro, debemos preservar la complejidad de nuestro pequeño universo llamado Tierra evitando todo lo posible el cambio climático y preservar para las generaciones venideras toda forma de vida.

Planet Ocean (Yann Arthus-Bertrand, Michael Pitiot, 2012)

Después de Home, Yann Arthus-Bertrand estrenó tres años más tarde una pequeña pieza de artesanía. Conocido por sus impresionantes fotos desde el cielo, el fotógrafo esta vez nos sumergió en las profundidades de los océanos para recordarnos cuál es el precio de nuestra indiferencia: el fin de la vida oceánica, su conversión en desiertos marinos y su repercusión en toda la vida de la tierra. Todo procede de los océanos y todo morirá con ellos si nada hacemos para remediarlo. A día de hoy, su visión es todavía obligada para entender qué supone el fin de la biodiversidad de los océanos.

Sushi, la captura global (Mark Hall, 2012)

De la complejidad de los enormes océanos, degustamos la complejidad de las pequeñas cosas con este documental sobre, quizá, la comida más famosa del mundo en estos momentos: el sushi. Este documental explora todo el proceso que supone sentarnos delante de un plato de sushi, un manjar antiguamente degustado como placer para el paladar y actualmente convertido en comida rápida servida incluso en bandejas de plástico desechable. ¿Hacia dónde nos lleva el consumo mundial de sushi? Con este documental podemos asomarnos a la verdad atroz de la producción de esta comida y comprender que, quizá, no nos hemos alejado tanto de los océanos como pensábamos.

Mucho más que miel (Markus Imhoof, 2012)

Regresamos a las pequeñas cosas y a la mesa con este documental sobre la vida de las abejas. ¿Aburrido? Si incluso un capítulo de Black Mirror trataba sobre la desaparición de estas y la necesidad de crear abejas mecánicas para que la humanidad pueda sobrevivir, quizá el visionado de este documental sobre estos insectos invisibles y tan necesarios para la vida humana merezca la pena. No es un mito: no podremos sobrevivir sin ellas. Para comprender por qué, mejor será echarle un vistazo a este documental.

Just eat it (Grand Balwin, 2014)

Y volvemos a sentarnos a la mesa. ¿Alguna vez os habéis planteado cuánta cantidad de comida llegamos a tirar a la basura? Imagina cada hogar de cada calle de cada barrio de cada ciudad del país y piensa en la cantidad de comida que acaba en la basura. Este documental se propone destapar el cubo y asomarnos a lo que realmente esconden los desperdicios. ¿Cuánta gente podría llegar a comer de lo que se tira?

Mañana (Cyril Dyon, 2015)

El activista francés Cyril Dyon rodó un documental que se proponía algo muy diferente a lo que otros documentales sobre ecología y cambio climático hacían: “Olvidemos las catástrofes; señalemos las alternativas”. Con un equipo de varias personas, varias cámaras y muchas entrevistas, recorrieron el mundo entero buscando todas aquellas alternativas que daban la vuelta al tablero de juego político, económico y social y proponían otra forma de habitar el mundo respetando la naturaleza y la felicidad humana. ¿El resultado? Un documental cuya visión se hace más y más dulce cuantas más veces lo vemos, ya que nos recuerda que no sólo con el anuncio de catástrofes es posible concienciar a la gente, sino también con el aprendizaje de otras formas de vida que respeten la diversidad en todas sus formas. Seamos creativos: cambiemos el mundo.

Decrecimiento, del mito de la abundancia a la simplicidad voluntaria (Luis Picazo Casariego, 2015)

Hace tiempo que, frente a la complejidad de los datos macroeconómicos que demandan un crecimiento constante, varias voces cada vez más numerosas piden, en cambio, parar los motores y replantearnos hacia dónde está caminando dicho mundo con una necesidad constante de crecer. El primer título español de esta lista nos ilustra otra forma de habitar el mundo basada en el cada vez más popular Decrecimiento, la sencillez como forma de vida, el ahorro, la segunda mano y el rechazo a una forma de habitar el mundo siempre pendiente de acumular más y más cosas que no necesitamos. Al fin y al cabo, las necesidades humanas, nos recuerda este documental, no son tan grandes como nos hacen creer.

Antes de la inundación (Fisher Stevens, 2016)

Conocido más por contar con Leonardo DiCaprio como protagonista y narrador, este conocido documental es una excelente herramienta para ver los efectos del cambio climático no ya sólo en la actualidad, sino incluso en cómo estos nos afectarán en el futuro. Leonardo DiCaprio hace un excelente trabajo de narrador y entrevistador a lo largo de su hora y media de duración. Quizá una crítica que se le puede hacer sea su excesivo punto de vista estadounidense y la poca necesidad de contar con figuras de autoridad para recordarnos que el mundo va cuesta abajo y sin frenos.

Deforestación, petróleo, ciudades en marcha, transporte alternativo, agricultura ecológica, energías renovables… La lista es inabarcable, aunque hayamos intentado resumir todo en sólo unos cuantos títulos. ¿Cuál será el nuevo título que podría continuar esta lista?

Javier Alpañez

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.