El Palomitrón

Tu espacio de cine y series españolas

CINE CRÍTICAS REDACTORES

FORTUNA

LOS ANTECEDENTES

Existen pocas formas mejores de empezar un año que compartiendo cosas bonitas con las personas que a uno le importan. En este caso, queremos compartir con todos los lectores de El Palomitrón nuestra crítica de Fortuna, una reflexión realizada por Germinal Roaux, director de la película, que nos lleva a profundizar sobre la capacidad del cine para generar conciencia social y espacios de reflexión en torno a los derechos humanos y en especial, los derechos de la infancia, cuya vulneración o involución suponen una gran fractura social. Fortuna, historia sobre una refugiada etíope que es acogida en un monasterio de los Alpes, se hizo con los dos principales galardones de la sección Generation del Festival de Berlín, el cual reconoce a los directores más prometedores del panorama internacional. Además, se trata de la última película interpretada por el actor suizo Bruno Ganz, recientemente fallecido.

LA PELÍCULA

Fortuna, una joven etíope de 14 años, es acogida con otros refugiados por una comunidad de eclesiásticos católicos en un monasterio de los Alpes suizos. Allí conoce a Kabir, un joven africano del que se enamora. Es invierno y a medida que la nieve recubre las cimas, el monasterio se convierte en su refugio pero también en el escenario de eventos que desestabilizarán la apacible vida de los monjes. ¿Estos renunciarán a su tradición de hospitalidad o conseguirán guiar a Fortuna hacia su nueva vida? Este es el magnífico punto de partida de Fortuna.

“¿Estamos dispuestos a sacrificar nuestro silencio y nuestra soledad?”, pregunta el personaje de Bruno Ganz ante el gran dilema que presenta la película. Con ritmo suave, de cocción lenta y a través de poderosas imágenes, Roaux nos presenta una realidad no tan lejana como podemos llegar a pensar. La elección de la fotografía en blanco y negro y su formato de imagen en cuatro tercios (que recuerda, aunque sin llegar a su nivel, a Ida, la reciente Cold War o a la inminente El Faro) está brillantemente justificada. Lamentablemente, cuesta imaginar la historia de Fortuna en colores que no sean en blanco y negro, a pesar de que la esperanza siempre esté presente en la mirada de la joven actriz (impresionante en el papel protagonista) Kidist Siyum.

Crítica de Fortuna - El Palomitrón

ELLOS Y ELLAS

Ya hemos introducido brevemente a la maravillosa protagonista de la película que da vida a Fortuna. Es mucho lo que se puede decir de su interpretación, una de esas actuaciones llenas de matices que tanto desearía cualquier director para su película. A su lado, se encuentra el gran Bruno Ganz en una de sus últimas apariciones en el cine, después de grandes papeles que todos recordamos, como el Adolf Hitler de El Hundimiento, por ejemplo. De nuevo, una clase magistral de interpretación y de la que podremos volver a disfrutar a principios de 2020 con otro de los grandes estrenos del año, Vida Oculta de Terrence Malick.  

LA SORPRESA

La gran sorpresa de la película es su actriz principal Kidist Siyum.

Crítica de Fortuna - El Palomitrón

LA SECUENCIA / EL MOMENTO

En nuestra crítica de Fortuna vamos a destacar toda la secuencia final.

TE GUSTARÁ SI…

Si disfrutas de un drama social actual, complejo y eres un espectador paciente.

LO MEJOR

  • La pareja protagonista.
  • La necesidad de su mensaje.
  • La fotografía y sus planos generales. 

LO PEOR

  • Como hemos avanzado en nuestra crítica de Fortuna, el ritmo es excesivamente lento y puede alejar al público de la sala, pero termina resultado realmente agradecida con el espectador.
  • Que pueda salir perdiendo con las comparaciones con De hombres y dioses, sin tener nada que ver.
  • Que lamentablemente sea la última interpretación de Bruno Ganz.

Víctor Vargas


#ContenidoRelacionado

Crítica de Cold War

¡No olvides dejar aquí tu comentario!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.