Compartir

Crítica de Citrus 07 principal - el palomitron

Tras un final de episodio lleno de ternura y amor donde los besos fueron los auténticos protagonistas nos encontramos otra vez ante una tesitura llena de dudas y posibles problemas, aunque en esta ocasión no vienen de ninguna de las dos hermanas, sino de un personaje nuevo, Matsuri. Una amiga del pasado de Yuzu que no sólo viene a dar guerra sino que intentará enfrentar a Mei con Yuzu. Las cosas no pintan nada bien y tan sólo acabamos de empezar. 

¡Sigue con nosotros Citrus a través de este enlace!

Esta semana el episodio se centra totalmente en Matsuri, el personaje que apareció en los minutos finales del capítulo de la semana pasada que bajo un rostro dulce e inocente se oculta una chica realmente manipuladora y caprichosa. Yuzu vuelve a estar llena de dudas ante lo ocurrido con Mei la última noche. Intenta hablar con ella, entender la situación y saber hacia dónde va su relación, pero lo único que le deja claro Mei es que esta situación es algo realmente insostenible por el simple hecho de ser chicas y además, hermanas. ¿Pero es eso realmente lo que siente?

Crítica de Citrus 07 yuzu y mei - el palomitron

Ambas vuelven a su rutina diaria, aunque Yuzu no sabe ni siquiera a dónde ir, Mei ocupa constantemente todos sus pensamientos y todo lo que hace gira en torno a ella. Incluso en las notas ha avanzado y mejorado, algo que no sólo sorprende al consejo sino que alegra en cierto modo a Mei. Pero para aliviar todas esas dudas y tensiones entre ellas ese personaje que apareció la semana pasada sale de nuevo en pantalla y no deja de hacerlo hasta el último minuto. Matsuri vuelve a la vida de Yuzu, y no vuelve sólo para recuperar a su vieja amiga, quiere algo más.

Ama o miente

La nueva chica de pelo rosa acaba dando con Yuzu y consigue convencerla para pasar la tarde junto a ella, aunque Harumi también les acompañará (y menos mal). Pasan una tarde de karaoke las tres juntas contándose todo lo que ha ocurrido hasta entonces y qué están haciendo en esos momentos. Para sorpresa de Yuzu Matsuri le confiesa que ella gana algo de dinero enviando fotos suculentas y hablando con hombres a cambio de dinero, aunque no sea ella la que aparece en pantalla. Algo que realmente desagrada a Yuzu e intenta solucionar hablando con ella. Realmente no sabemos si eso es verdad o tan sólo una llamada de atención hacia su amiga, una llamada para estar a solas y confesarle que no sólo quería recuperar a su amiga, sino que quiere ir más allá. Pero una llamada de Mei corta completamente esta situación y Yuzu vuelve junto a ella, aunque Matsuri le deja claro que esto todavía no ha acabado.

Yuzu no puede estar más contenta con Mei, pensando que incluso le ha llamado y le necesita, dejando de lado lo ocurrido con Matsuri y sin darle la menor importancia. Pero lo mejor viene cuando al día siguiente al entrar al instituto se vuelve a encontrar con ella y ésta no deja de insistirle en volver a quedar. Quiere una cita más, y además desea otra cosa, dejarle claro a Mei de una manera u otra, que Yuzu es sólo para ella. Una declaración de intenciones bastante alejada de la realidad, puesto que nuestra protagonista no piensa —al menos de momento— en nadie más que en Mei. Yuzu acepta esta segunda “cita” pero con unas intenciones meramente amigables y sin pasar a ningún plano más allá.

Crítica de Citrus 07 matsuri - el palomitron

Vuelven a quedar después del instituto y Yuzu no puede evitar decirle que no le gusta nada su nuevo trabajo y que debería dejarlo. Además de manera indirecta le deja claro a Matsuri que le gusta su hermana, algo que ésta utiliza para hacerle ver que esa situación no será aceptada por nadie y mucho menos por su familia. A Yuzu realmente le da igual pero a nuestra nueva incorporación estrella le fastidia y demuestra que está dispuesta a todo para romper esa relación. Incluso besa a Yuzu en la calle cuando ve que Mei está cerca, un beso que marcará una declaración de intenciones entre todos los personajes y que no sabemos qué deparará. ¿Mei sentirá celos de la “nueva” amiga de Yuzu? ¿Matsuri empezará una guerra entre ambas hermanas? Su relación pende de un hilo, o mejor dicho, de un beso. Los besos cierran prácticamente cada episodio de Citrus, pero cada beso marca un compás de la serie. ¿Hacia dónde irán esta vez?

Crítica de Citrus 03 y 04 banner - el palomitron

Marisol Navarro

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.