Compartir

Especial Los Simpson parte 3 – El Palomitrón

Continuamos nuestro Especial de Los Simpson llegando al ecuador del mes dedicado a la familia amarilla más conocida del planeta. Hoy traemos un capítulo considerado de los mejores especiales de Halloween de toda la serie: La casa-árbol del terror V, perteneciente a la sexta temporada.

El 30 de octubre de 1994 se estrenaba este homenaje a grandes clásicos como El resplandor (Stanley Kubrick, 1980) o 1984, de George Orwell, dirigido por Jim Reardon y escrito por Greg Daniels, Dan McGrath, David X. Cohen y Bob Kushell. La producción ejecutiva de la temporada corría a cargo de David Mirkin, quien a nivel creativo tomó muchas decisiones determinantes para hacer de este un episodio soberbio.

La casa-árbol del terror V

Casa-arbol del terror V Especial Halloween – El Palomitron

Como veíamos en el especial La casa-árbol del terror II, Marge aparece antes del episodio advirtiendo de su contenido al público. El episodio es tan brutal que el Congreso lo ha prohibido y lo ha cambiado por una película de 1947 protagonizada por Glenn Ford. Justo al comienzo, Bart interrumpe la emisión advirtiendo al público de que tiene el control, dando pie a la primera historia de la noche.

Este guiño, lejos de homenajear un clásico del cine o de la literatura, carga contra el Congreso y sus comentarios sobre la serie, a la que tachan de demasiado violenta. Este breve sketch es la respuesta de Mirkin y el equipo, que traducida sería algo así como: nos importa un bledo.

Primera Parte: The Shining

No hay nada en esta primera historia que no nos maraville. Traducido al castellano como “El resplandior“, vemos como la familia Simpson va a cuidar la mansión del Sr. Burns. Antes de irse, y a petición de Burns, Smithers corta el cable de la televisión y saca la cerveza para controlar así que el trabajo de la familia es eficiente. Mientras tanto, Willie descubre que Bart tiene el resplandior y debe utilizarlo si la cosa se pone fea.

Igual que en la película de Kubrick, Homer comienza a enloquecer y entabla amistad con el barman Moe, quien le ofrece una cerveza a cambio de la muerte de su familia. Marge descubre un papel en el que Homer escribe “Feelin’ fine” (Me siento bien), pero tras la caída de un rayo, la habitación se ilumina, mostrando todas las paredes garabateadas con el mensaje “Sin tele y sin cerveza Homer pierde la cabeza”. Tras caer por las escaleras y quedar inconsciente, es encerrado en la bodega para evitar más desgracias.

Moe y un séquito de monstruos (entre los que están Drácula, Freddy Krueger y Jason) liberan a Homer, obligándole a cumplir con su parte del trato. Homer, hacha en mano, recorre todas las habitaciones destrozando las puertas en busca de su familia.

Bart utiliza su resplandior para pedir ayuda a Willie, que acaba muerto sobre la alfombra con un hacha en la espalda (gag que se repite en las tres historias del especial). La familia sale corriendo mientras Homer les persigue, y a punto de matarlos, Lisa encuentra una pequeña tele y Homer olvida sus ganas de matar llorando de felicidad.

Siendo este uno de los mejores especiales que se han hecho en la serie, es curioso que Matt Groening, creador de esta, no hubiese visto El resplandor para cuando se escribió el episodio. Aun así, las referencias son claras y están muy bien resueltas dando “el toque Simpson”. Junto a los cuatro ya mencionados guionistas del episodio encontramos a David Silverman, encargado de escribir la escena en la que Homer se vuelve loco.

Segunda parte: Time and Punishment

Homer vuelve a ser el protagonista de la segunda historia en la que vemos referencias tanto a 1984, de George Orwell, como a El ruido de un trueno, de Ray Bradbury. A través de una tostadora que primero intenta matarle, Homer construye una máquina del tiempo.

Viaja a la era de los dinosaurios y recuerda las palabras de su padre el día de su boda: “Si viajas al pasado, no toques nada”. Todo va bien hasta que un mosquito intenta picarle y lo mata (referencia al efecto mariposa). Cuando vuelve al presente, se encuentra un mundo gobernado por Ned Flanders donde la negatividad es castigada. Enviada la familia a un centro de reeducación, les colocan ganchos en la cara para sonreír, les dan leche caliente, siestas y una buena lobotomía frontal. Homer consigue escapar y vuelve a su hogar, activando la tostadora y volviendo al pasado.

Tras varios intentos fallidos, llega a una realidad donde la familia es extremadamente rica, sus cuñadas están muertas y tienen un Lexus. Donde todo parece perfecto, Homer descubre que las rosquillas no existen y sale corriendo.

De vuelta al pasado, destroza todo cuanto encuentra a su paso hasta que consigue volver a una realidad igual a la que conocía, salvo por que su familia tiene lengua de serpiente. Claro que a Homer, a estas alturas, le da igual. El título de la historia hace referencia a la novela Crimen y castigo, del escritor ruso Fiódor Dostoyevski.

Tercera parte: Nightmare Cafeteria

En un futuro distópico que parodia Cuando el destino nos alcance, de Richard Fleischer (1973), encontramos la cafetería del colegio de primaria de Springfield con grandes problemas para servir comida y con superpoblación de castigados. Tras una broma que sale mal, Jimbo Jones es encomendado a ayudar a la cocinera Doris. No se vuelve a saber de él.

El siguiente niño en desaparecer el Uter, celebrándose al día siguiente el Oktoberfest en el colegio con el plato estrella: el Uter braten (que literalmente significa “Uter asado”).

Cuando descubren el complot, piden ayuda a Marge, que les dice que son lo suficientemente mayores como para librar sus propias batallas. Milhouse, Bart y Lisa intentan huir, pero son acorralados junto a una picadora de carne gigante, en la que mueren los tres. Bart se despierta de lo que ha sido una pesadilla y Marge le consuela diciendo que no tiene nada que temer, excepto:

Nightmare Cafeteria, que referencia a la serie Nightmare Cafe, fue la primera historia que David X. Cohen escribió para la serie, revelado en los comentarios del DVD de la sexta temporada editada en 2005. Al principio se planteó que, en la escena en la que Marge les dice que son mayores para lidiar con sus cosas, también estuviese Homer y diese un largo discurso sobre cómo cocinar a Milhouse. Este gag se cambió y se adaptó a la escena en la que la Srta. Krabappel lee El placer de cocinar a Milhouse. La niebla del final de la historia está inspirada en The Dark, historia del programa radiofónico Lights Out.

La próxima semana volvemos con una nueva entrega de nuestro Especial Los Simpson: La casa-árbol del terror, dedicando el mejor mes del año a una de las mejores series de animación. ¡Nos leemos el próximo miércoles!

the simpsons horror GIF

Cristina Domínguez

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.