El Palomitrón

Espacio de Cine, Series y Libros

destacada-María-Reina-de-Escocia-el-palomitron
CINE CRÍTICAS REDACTORES

MARÍA REINA DE ESCOCIA

Reina Isabel María, Reina de Escocia – El Palomitrón

LOS ANTECEDENTES

Sorprende descubrir que ésta sea la primera incursión en la dirección de Josie Rourke. La ambición de la producción y la puesta en escena lejos quedan de ser sencillas. Claro que si tenemos en cuenta que Rourke lleva trabajando como directora artística en compañías de teatro como Donmar Warehouse y The Bush Theatre más de diez años nos explicamos muchas cosas del funcionamiento de su ópera prima. Y es que la puesta en escena y el tratamiento clásico y sobrio de los personajes se lleva en la sangre.

LA PELÍCULA

Si bien en sus primeros veinte minutos el largometraje no termina de arrancar como nos gustaría, cuando arranca adentra al espectador en su particular mundo. Dentro de la sobriedad de las estancias, los planos y el propio ritmo de la película apreciamos un drama muy bien retratado a través de la lente, donde hay que destacar – y ensalzar – una cuidada dirección de fotografía a cargo de John Mathieson.

Durante la película el ritmo no tiene una evolución evidente, manteniéndose estable y, en ocasiones, demasiado pausado. Esto juega en contra de una historia donde acontecimientos no faltan, pero sí el interés por ellos. A pesar de ello la calidad de las localizaciones, las interpretaciones y la dirección de actores compensan la falta de vida de ciertas escenas, manteniéndose en equilibrio.

La Academia ha reconocido con dos nominaciones al Oscar el diseño de vestuario de Alexandra Byrne y el trabajo de peluquería y maquillaje realizados por Jenny Shircore, Marc Pilcher y Jessica Brooks. Beau Willimon firma el guion que adapta la historia Queen of Scots: The True Life of Mary Stuart escrita por John Guy.

Saoirse Ronan como María, Reina de Escocia – El Palomitrón

ELLOS Y ELLAS

Saoirse Ronan. No era de extrañar que la carrera de la irlandesa fuese a brillar desde su actuación como Briony Tallis en Expiación (Joe Wright, 2007) con tan solo 13 años. La carrera de Ronan ha campado a sus anchas descubriendo géneros y adaptándose a ellos de una forma camaleónica, convirtiéndola en una máquina interpretativa con 25 años, tres nominaciones al Oscar y un Globo de Oro gracias a su anterior película, Lady Bird.

En María Reina de Escocia su talento se ve de principio a fin, sin titubear un ápice, con una confianza propia de una grandísima actriz. La templanza con la que ejecuta su actuación dota a María Estuardo de una humanidad y credibilidad que se elevan dos metros sobre el resto de actuaciones, incluyendo la de Margot Robbie. Y es que sí, Robbie tiene un papel secundario, pero la forma en la que ejecuta la psicología de la Reina Isabel – nada fácil, por cierto – le convierte en un personaje redondo de los pies a la cabeza, estando a poca distancia de Ronan.

A través de ambas vemos la corrupción de dos mujeres por culpa del poder y de hombres que se creen mejores que ellas por el simple hecho de ser hombres. El largometraje se basa en la constante lucha de ambas por reafirmar que son válidas y que sus decisiones son correctas. El film llega a ser frustrante cuando vemos un constante boicot a sus acciones, independientemente de cuáles sean.

El casting lo completan Jack Lowden como Enrique Darnley, noble inglés con el que se casa María, Joe Alwyn – al que también vimos en La favorita – como Robert Dudley, amante de la Reina Isabel, y un irreconocible David Tennant como John Knox, predicador escocés considerado el fundador del presbiterianismo.

LA SORPRESA

La contemporaneidad de los diálogos. Si bien hay factores que pueden chocar – y que no podemos desvelar – el comportamiento de la Reina María y la forma que tiene de hablar a sus inferiores funciona sorprendentemente bien. Puede parecer demasiado progresista para la época, pero no podemos olvidar que por ser reina – aun siendo mujer – podía hacer prácticamente lo que le viniese en gana. Y eso hace, con una guarnición de feminismo muy bien llevada.

María, Reina de Escocia – El Palomitrón

LA SECUENCIA / EL MOMENTO

El parto. El montaje paralelo entre la Reina María y la Reina Isabel donde se mezclan flores y sangre, lágrimas y euforia. Presencuamos la unión de dos mujeres separadas por intereses políticos y manipulación, unión perpetrada a través de una nueva vida, consolidándose la hermandad y el empoderamiento de ambas. Al menos durante esa secuencia.

TE GUSTARÁ SI…

Disfrutas de los dramas más bien sobrios donde los acontecimientos reales que conducen la Historia, de forma más o menos edulcorada, tratan de tener rigor histórico. También si te gusta la Edad Antigua, los intereses de la realeza y las traiciones en palacio.

LO MEJOR

  • Saoirse Ronan. Cada segundo en pantalla es una delicia imperdible.
  • El carácter y la fortaleza interpretativas de Margot Robbie.
  • El cuidado y mimo dedicados a diseño de producción y puesta en escena.

LO PEOR

  • El ritmo del film. Las dos horas de metraje se hacen densas al principio y al final.
  • Hay que verla alejándose de La Favorita. No podemos caer en meter ambas en un mismo saco, siendo producciones radicalmente distintas en tono, temática y desarrollo de personajes.

Cristina Domínguez

¡No olvides dejar aquí tu comentario!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Nací en los noventa y Los Simpson me dejaron como estoy. Sí, yo también soy cinéfila. Me gusta analizar movimientos de cámara y mi madre se lo cree porque no me entiende. Si Tim Burton, Gus Van Sant y Darren Aronofsky dirigieran una película juntos saldría yo.