El Palomitrón

Espacio de Cine, Series y Libros

CINE CRÍTICAS REDACTORES

LA ISLA DE LAS MENTIRAS

La Isla de las Mentiras es una película coescrita por Paula Cons y Luis Marías y protagonizada por Nerea Barros, galardonada con un Premio Goya a Mejor Actriz Revelación por La Isla Mínima. La cinta se estrena en la plataforma de VOD Filmin el próximo 24 de julio.

ANTECEDENTES

La película está inspirada en hechos reales, en el hundimiento del buque Santa Isabel en las costas de la isla de Sálvora (Pontevedra) en 1921. La isla de las mentiras es el primer largometraje de la ya mencionada Paula Cons, quien había dirigido ya los documentales La batalla desconocida y O caso Diana Quer. 500 días. Junto a Barros acompañan en el elenco Darío Grandinetti (Hierro), Aitor Luna (Sordo), Victoria Teijeiro (Esperando septiembre), Ana Oca, Milo Taboada y Machi Salgado, entre otros. 

La cinta es una coproducción entre la productora gallega Agallas Films, la vasca Historias del Tío Luis, la argentina Aleph Cine y la portuguesa Take 2000. Además, cuenta con la participación de TVG, RTVE, ETB y con el apoyo de AGADIC, Gobierno Vasco, ICAA, INCAA argentino, ICA portugués y el Programa Ibermedia. Filmax es la encargada tanto de su distribución nacional como internacional.

LA PELÍCULA 

La isla de las mentiras

La historia parte del hecho de que el buque Santa Isabel con destino a Buenos Aires y 260 pasajeros, se hunde frente a la costa de la isla de Sálvora, en Galicia. Tres mujeres, María (Barros), Josefa (Teijeiro) y Cipriana (Oca), acuden al rescate salvando a 48 personas, pero el acto heróico cambia por completo su futuro y el de su isla. La llegada de un periodista argentino, León (Grandinetti), pone en peligro todas las mentiras de los habitantes de la isla de Pontevedra. 

A pesar de tener todas las posibilidades para ser un thriller único, la posibilidad de suspense de la historia se pierde en su lentitud. El aspecto más interesante del filme es la exaltación de las tres mujeres que salvaron tantas vidas y cayeron en el olvido injustamente. Sin embargo, la cinta es distinta a lo esperado, quizá por la falta de “acción” en cuanto al hundimiento del buque se refiere (puede ser que estemos demasiado acostumbrados al cine Hollywoodiense). 

Sí que es digno de mención el cuidado en los colores, la puesta en escena y la fotografía, los cuales casi parecen atemporales. Respecto al color, utiliza la contraposición del amarillo y el azul para quizá, de forma metafórica, interpretar al primero como la libertad y el exterior y al segundo la situación de las mujeres en la isla, quienes no han salido nunca de la misma. 

Respecto al ritmo y duración, la primera mitad de la cinta apenas nos da información de la trama real (las mentiras de la isla), por lo que puede hacerse pesada e incluso en ocasiones, lenta. En la segunda mitad del filme comienzan a esclarecer los hechos, pudiendo así el espectador entender un poco más y no caer en la vía fácil de dejar de atender. 

ELLAS 

Las estrellas de la película son, sin lugar a dudas, las tres actrices protagonistas. Sus personajes son totalmente distintos a lo que hayamos visto anteriormente, aún en cintas de la misma época. Realizan un trabajo tan bien hecho respecto al acento que incluso en ocasiones, es difícil entenderlas. 

Las tres transmiten lo que el proyecto necesita: rudeza, desconocimiento del exterior, preocupaciones internas y falta de proyección y muestra de sentimientos. En ningún momento fallan estos campos, lo cual hace más que creíble una historia y unos personajes que se encuentran tan lejanos al espectador actual pero con puntos en común como los secretos o las restricciones y/o consecuencias sociales por ser mujer.  

LA SECUENCIA/ EL MOMENTO 

Como hemos mencionado en el punto anterior, las protagonistas no tienen interiorizado los cánones sociales y por tanto, no saben cómo relacionarse de forma íntima. Una escena desgarradora muestra a la protagonista, María, intentando iniciar una relación íntima con el personaje encarnado por Aitor Luna, el maestro del pueblo. En la misma, María se avalancha a él de forma muy brusca e incluso, haciéndole daño. Él se separa y después le enseña cómo darse un beso, dándole uno en el cuello. Mientras, María está acongojada debido a la situación en sí misma. 

En una escena de menos de un minuto Paula Cons transmite a la perfección las duras consecuencias de haber residido en la dura isla toda su vida, sin haber podido ver nada del exterior o entablar contacto con otras personas.

LO MEJOR

  • Impecable interpretación de las protagonistas
  • Las localizaciones
  • Impecable fotografía
  • Una historia muy poco conocida 

LO PEOR

  • Ritmo lento
  • A veces es difícil entender los diálogos y por ende, seguir la trama

Marta G. Diezma

¡No olvides dejar aquí tu comentario!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Soy un cóctel de Leslie Knope, Gina Linetti y OA. Enamorada de las series. ¡Probablemente esté viendo una ahora mismo!