Compartir

gunman_20150316_1200x800

 

SEAN PENN está en muy buena forma. Y no hay mucho más que contar sobre CAZA AL ASESINO, el nuevo filme de PIERRE MOREL: con su argumento poco interesante, sus diálogos absurdos y sus escenas de acción confusas, no puede evitar evocar de forma exasperantemente constante los últimos trabajos de LIAM NEESON, esos en los que la antes rutilante estrella del cine se ve reconvertida en un héroe de acción madurita en una película clónica y aburrida que parece no tener ningún empeño en modificar los clichés de un género que ya ha inaugurado un ‘exploitation‘ para él sólo. PENN (que produce y coescribe la película), se rodea de actores de primer nivel como JAVIER BARDEM, IDRIS ELBA y RAY WINSTONE, y escoge al director más impersonal posible para convertir la película en algo tan fácilmente olvidable como la más ligera de las comedias románticas. PIERRE MOREL cubre un territorio estético parecido al de VENGANZA (2008), con su montaje rápido y enérgico pero también absurdo y confuso, y a la vez intenta enfatizar en el realismo de las situaciones dotando los tiroteos de una mínima verosimilitud al reducir las acrobacias en batalla (en lo cual falla, aunque no estrepitosamente).

 

The-Gunman-6-Javier-Bardem

 

Toda la película parece ser un juego para que el espectador descubra cuál es el objetivo de la misma: contar la historia previsible de un hombre invencible luchando contra una organización corrupta a nivel internacional, como parecen indicar los guionistas, o sobreexponer el trabajo físico de un comprometido SEAN PENN (mal comprometido, como SYLVESTER STALLONE en PLAN DE ESCAPE) con muchas escenas del mismo sin camiseta, en una especie de trabajo de reafirmación ególatra del actor de 54 años ganador de dos premios Oscar. No se molesten en buscar una sola respuesta: ambas son correctas y ambas se vuelven especialmente irritantes a medida que se llega al final de las dos eternas horas que dura el filme.

 

Quizás las mejores bazas a las que se aferra la película son su gran cantidad de actores desaprovechados (sobre-cualificados para papeles de este calibre), su constante cambio de localizaciones (ahora el Congo, ahora Londres, ahora Barcelona, ahora Gibraltar) y la decente (incluso bonita) dirección de fotografía de FLAVIO LABIANO (curiosamente, también director de fotografía en NON-STOP y SIN IDENTIDAD, ambas protagonizadas por LIAM NEESON), pero al fin y al cabo todos ellos acaban por ser intentos desesperados de salvar el barco de un hundimiento mil veces escrito y mil veces visto.

 

3041181-poster-p-1-sean-penn-goes-full-neeson-in-the-new-trailer-for-the-gunman

 

Sólo a los amantes del cine de JAUME COLLET-SERRA, la saga VENGANZA o la saga TRANSPORTER podría llegar a gustar este filme protagonizado por PENN, aunque dudo que su propuesta (una mezcla incompatible de acción vacua con thriller político) de dos horas de cine aburrido, pseudo-comprometido y ególatra contente a las mentes en búsqueda de evasión pura que acostumbran a llenar las salas en los estrenos de las películas mencionadas. CAZA AL ASESINO, además de no aportar ninguna novedad al panorama del thriller (ya no digamos al cinematográfico) y darnos la bienvenida a lugares comunes, clichés, y giros de guión sin sorpresa, supone un paso atrás en la estancada carrera de SEAN PENN.

 

LO MEJOR:

  • La fotografía de FLAVIO LABIANO.

 

LO PEOR:

  • El desaprovechamiento de los escenarios naturales en los que ocurre la acción.
  • Su parecido con todas las películas del último LIAM NEESON.
  • El desaprovechamiento de actores como BARDEM o ELBA.
  • La excesiva duración.

 

Pol Llongueras

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.