Compartir

black clover 21 rades - el palomitron

El último episodio de Black Clover volvió a mostrar al ilustre Julius Novachrono, actual Rey Mago y fanático de la magia en todos sus atributos. Tras invitar a Asta y al resto a la ceremonia de investidura, la cosa se sale de madre cuando el elitismo y el desprecio de los hermanos de Noelle hacia la misma atentan contra los principios morales del joven protagonista.

¡Sigue con nosotros Black Clover a través de este enlace!

Black Clover 21 comienza justo donde terminó el anterior, con un Asta enfrentado y en “estado de rebeldía” ante parte de la nobleza conformada por varios Caballeros Magos del reino. El banquete celebrado tras la ceremonia de investidura se convierte rápidamente en un intercambio de hechizos por parte de los nobles hacia Asta. Su condición social, mágica y su propósito de convertirse en Rey Mago y superarles convierten al joven en un blanco perfecto para la discriminación y la mofa. Sin embargo, somos testigos de cómo no todos los Caballeros Magos tienen estos deleznables ideales. Los hermanos Vermillion —miembros de la Órden de los Leones Carmesíes— son el ejemplo más claro de ello.

Fuegoléon Vermillion, hermano mayor de Leopold y capitán de los Leones Carmesíes, decide mediar entre los magos. Su postura de defensa hacia la decisión de Julius de invitar a Asta y compañía a la ceremonia difiere de la de la mayoría, sobre todo de la de los hermanos Silva que, encabezados por Nozel, son el reflejo perfecto de los ideales de la nobleza. La confrontación entre el maná de Fuegoleón y Nozel en el centro de la sala ofrece una de las mejores escenas que se pueden visualizar tanto en este como en anteriores capítulos. Bajo una animación muy detallada, el simbolismo de las Águilas Plateadas y los Leones Carmesíes cobra vida en un duelo de presencia e ideales, con una paleta de colores empleada que refuerza este choque.

black clover 21 fuegoleon - el palomitron

Pero para sorpresa de los allí presentes, la confrontación de egos e ideales se ve interrumpida por un repentino ataque en la capital del reino. Un misterioso mago con la capacidad de manipular a los muertos consigue penetrar la defensa mágica de la ciudad y provocar el caos desde diversas zonas de la urbe. Ante el desconcierto y pánico de los ciudadanos, los Caballeros Magos deben actuar rápido y en grupos dispersos formados por el mismo Fuegoleón.

Black Clover 21 termina ofreciendo una escena donde el espectador es consciente del odio que guarda en su interior este nuevo enemigo. Un odio hacia el reino del Trébol que le empuja a querer destruirlo absolutamente todo y que, durante los próximos episodios, parece que Asta deberá hacerle frente. Lamentablemente, la serie está adoleciendo desde hace algunas semanas de un importante desequilibrio en cuanto animación se refiere. Por ejemplo, el capítulo de la semana pasada mostraba multitud de nuevos e importantes personajes con un grado de detalle pésimo —sobre todo en el cabello y los rostros— además de algunos planos con un grado de dejadez enorme. Este es uno de los factores que, junto al del ritmo de la serie, me decantan y con diferencia a favor del manga de Yuki Tabata.

Black Clover 19 banner - el palomitron

Edu Allepuz

Compartir
Artículo anteriorNADA ES UNA MIERDA EN EVERYTHING SUCKS!
Artículo siguienteERREMENTARI: EL HERRERO Y EL DIABLO
Intento de muchas cosas y una de las piezas que hacen funcionar la sección manganime. Ávido lector de manga, enamorado de la tinta y de la tragedia de Sui Ishida. Firme defensor de la industria como arte y la abolición de estúpidas etiquetas.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.