El Palomitrón

Espacio de Cine, Series y Libros

anime de Drifting Dragons destacada - el palomitron
ACTUALIDAD ANIME / MANGA REDACTORES

DRIFTING DRAGONS: BUCANEROS, GASTRONOMÍA Y DRAGONES EN TV

Milky Way Ediciones parece actuar con una relativa facilidad a la hora de escoger licencias que, con el paso de pocos meses, su nombre o el de sus creadores no dejan de asomar por titulares referentes a premios o adaptaciones anime. Este hábito o costumbre ya nos dice que no es mera casualidad, que el ojo de la editorial es capaz de atisbar el potencial de dichos títulos. Mientras otras editoriales —y más grandes— optan por correr el menor riesgo posible, Milky Way Ediciones parece no arrugarse ante el mismo. Y así es como, en cuestión de pocos meses, ha visto cómo series actuales en publicación como BEASTARS o Astra: Lost in Space han anunciado sus respectivas adaptaciones animadas. Ahora le ha llegado el turno a Drifting Dragons, título escrito e ilustrado por Taku Kuwabara.

En el programa +Ultra de Fuji TV se ha hecho oficial que el manga de Drifting Dragons (Kuutei Dragons) recibirá una adaptación animada que se emitirá en enero de 2020. Así mismo, también se ha anunciado que su emisión correrá única y exclusivamente a cargo de la plataforma de streaming por excelencia, Netflix. Compañía que, por otro lado, ya no sorprende ver su apuesta y apoyo activo en la producción y emisión de anime dentro de sus fueros. Hace escasos días de hecho comunicó algunos de sus planes de producción relativos al próximo año.

Reseña de Drifting Dragons #1: «La narrativa de la obra se cimenta en los pequeños detalles y en los diálogos entre sus personajes»

anime de Drifting Dragons cartel anime - el palomitron

Dejando a un lado la modalidad de emisión de este anime, Drifting Dragons estará producido por Polygon Pictures (Ajin, Knights of Sidonia) y al timón de la nave se encuentra Tadahiro Yoshihira, con la ayuda de Makoto Uezu en términos de guion y Yoshikazu Iwanami en materia de sonido. Como se puede observar en el tráiler del anuncio, el anime está realizado íntegramente en 3DCGI, algo que no sorprende teniendo en cuenta la trayectoria de Polygon Pictures. Una decisión que, particularmente, no termina de convencerme. Tampoco es que sea un purista de la animación tradicional, pero obviamente la prefiero frente este tipo de trabajo. Creo que el manga de Kuwabara tiene un particular encanto en su arte, un trazo y unos diseños que guardan ciertas reminiscencias a trabajos de Studio Ghibli. Entiendo que el empleo de técnicas 3DCGI faciliten en cierta medida el trabajo y reduzcan los tiempos, pero creo que se le arrebata ese potencial intrínseco al material original. Y es una auténtica pena.

Drifting Dragons narra las aventuras y desventuras de un grupo de bucaneros que surcan los cielos a bordo del Quin Zaza, uno de los últimos barcos draconeros que quedan en activo. Variopintas personalidades pululan por una nave que atraviesa el azulado cielo en busca de milenarios dragones a los que dar caza. Una aventura con un reparto coral, cimentada en los pequeños detalles del día a día y las cavilaciones del elenco. Una obra con poca épica y mucho valor gastronómico. En territorio nipón la obra de Kuwabara se publica en la revista Good! Afternoon de Kodansha, y cuenta actualmente con un total de 5 volúmenes recopilatorios. Junto al anuncio del anime, se ha confirmado también la publicación de una novela ligera centrada en Vanabelle y el resto de personajes femeninos de la obra. Todo un acierto que, además, contará con ilustraciones del propio Kuwabara.

Edu Allepuz  

¿Te gusta nuestro contenido? Apóyanos de la forma que prefieras y ayúdanos a seguir creciendo.


Banner de Patreon para las entradas - el palomitronBanner de KoFi para las entradas - el palomitron

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Intento de muchas cosas y una de las piezas que hacen funcionar la sección manganime. Ávido lector de manga, enamorado de la tinta y de la tragedia de Sui Ishida. Firme defensor de la industria como arte y la abolición de estúpidas etiquetas.