El Palomitrón

Espacio de Cine, Series y Libros

diana gomez valeria netflix
2020 ARTÍCULOS DESTACADOS ENTREVISTAS REDACTORES SERIES

VALERIA EN NETFLIX: “SI FUERA UNA ADAPTACIÓN LITERAL Y LO SUPIÉRAMOS TODO, NO TENDRÍA GRACIA”

“Hay que aprender a soltar, a dejar ir y a no aferrarse al ego del autor para dejar que los personajes sigan andando”. Esto nos contaba la escritora Elísabet Benavent (a.k.a. Beta Coqueta) este mismo miércoles, siete años después de que su primera novela En los zapatos de Valeria saliera al mercado y pocos días antes de que su (libre) adaptación televisiva llegue a Netflix. Hemos estado hablando con ella y con las actrices y actores de Valeria, que es como se llama la ficción, para que nos cuenten todos sus secretos.

Una adaptación abierta

elisabet benavent valeria

Con Elísabet Benavent como asesora creativa para “velar por que los personajes mantuvieran su esencia”, el próximo 8 de mayo la vida de Valeria se abre por fin ante nuestros ojos con una primera temporada de ocho capítulos… y algún que otro cambio con respecto a la novela: “Estoy muy contenta. Me parece que han hecho una actualización preciosa, porque algunas cosas de Valeria habían quedado ya un poquito atrasadas (¡Benditos SMS!) (…) Son personajes que se acercan bastante más a lo que yo haría ahora si volviera a escribir, con una Valeria mucho más fuerte y liberada” confesaba la escritora, y añadía: 

Y es cierto, Valeria alberga bastantes cambios con respecto a la novela, pero eso no tiene por qué ser negativo, en absoluto: “Creo que son unos cambios divertidos y dinámicos, yo como creadora no siento que hayan “violado” a los personajes. Hay cambios que son sorprendentes, y está claro que los lectores se sorprenderán. Pero ahí está el juego: si fuera una adaptación literal y lo supiéramos todo de los personajes no tendría gracia”. Quizá el más sorprendente de ellos se encuentre en la construcción del personaje de Nerea (Teresa Riott) y su homosexualidad: “Su cambio es una decisión creativa que han tomado las guionistas y que a mí en un primer momento también me sorprendió (…), pero cuando entiendes lo que supone una adaptación abierta y las posibilidades que el nuevo personaje de Nerea da a la serie, hablando de muchas cosas que quedaban fuera de la saga, entonces el cambio cobra sentido. No es postureo ni modernidad, sino una necesidad de contar cosas que ahora hacen falta.” Y aunque todavía no podemos desvelar más detalles de la trama, no podemos estar más de acuerdo. 

La amistad, el amor de nuestra época

actrices serie valeria netflix

Modificaciones propias de los procesos creativos aparte, lo que es innegable es que Valeria ha sabido mantener toda la esencia de los personajes, con sus pros, sus contras, sus motivaciones y desmotivaciones. Y eso no habría sido posible si la elección de casting no hubiera hecho un trabajo brillante, dando a cada uno de los personajes todo lo que la novela pedía. Se parecerán más o menos a la imagen que tenemos en la mente (que es lo más poderoso que existe), pero es innegable que la química y sobre todo la  realidad que desprenden es tal que un capítulo de la serie podría ser un día en nuestra vida. Y eso es palpable en muchos aspectos de Valeria, como por ejemplo en el tratamiento del sexo: “Hay algo muy bueno en la serie, y muy necesario de incluir en las ficciones para cambiar patrones y maneras de ver la vida, que es que el sexo está tratado de manera muy humana y muy real, poco idealizado. como en la vida, hay momentos de muy uen sexo y de sexo desastre, y en la serie eso se refleja y eso es algo super sano para la sociedad, enseñar que no siempre funciona” nos contaba Paula Malia, que interpreta a Carmen en la ficción. “Siempre decimos que el sexo es un personaje más y que se trata con mucha naturalidad, reflejando diferentes realidades”, decía Teresa Riott en este sentido, a lo que Silma López (Lola, la más “sexual” de las cuatro amigas) añadía: “Se refleja que entre mujeres hablamos de sexo y consumimos sexo, algo que no acostumbramos a ver en el audiovisual, por lo que es muy interesante mostrar esta realidad social y reaprender así sobre sexo”. 

Y no solo el sexo es real en Valeria, sino también todo el contexto que rodea a las cuatro amigas, treintañeras en Madrid con todo lo más malo que bueno que eso conlleva en lo que se refiere a cumplir las metas que una se había puesto en la vida: “Si has crecido en los 90, de pequeña verías que a los 30 cosas como tener un trabajo estable, una pareja estable, una casa e hijos eran normales. Y creo que nuestra generación en ese sentido está un poquito… huérfana.” declaraba Silma López mientras, de fondo, Teresa Riott bromeaba: “¡¿Qué nos habéis vendido?!” Y la verdad es que esa es una pregunta que nos hacemos muchos treintañeros (o casi) más de una vez en la vida, sobre todo si se nos ha ocurrido independizarnos. Como dicen Carmen y la propia Paula Malia: “O tienes pareja, o compartes piso, o vives con tus padres”. 

Lo bueno es que gracias a Valeria no vamos a estar solas en nuestros dramones diarios:  Carmen, Lola, Nerea y la propia Valeria podrían ser todas y cada una de nosotras en un momento dado. Tanto es así, que incluso entre ellas podrían cambiarse de personaje si les dejaran… “A mí el personaje de Lola me gusta mucho, tiene muchas capas y momentos súper bonitos. Es un polo muy opuesto a Carmen y me parece muy interesante hacer todo lo contrario”, nos confesaba Paula Malia. ¿Y Teresa Riott y Silma López? “A mí me habría gustado probar ser Carmen, porque es muy cómica y yo también soy muy cómica en mi vida, y con Nerea he tenido que contenerme mucho. Me encantaría probar la torpeza de Carmen y a Borja, que es genial. Bueno, ¡y su estilazo!”, decía Riott. Y por su parte, y ya decimos que no es una respuesta pactada, Silma López nos contaba que le gustaría probar con el personaje de Nerea, porque “es un reto actoral, más contenido y alejado que mi personaje, muy representativo de la sociedad actual y nada estereotipado”.

Y el amor, como el motor que mueve (parte) del mundo

victor y valeria serie netflix

Y si la amistad se refleja como uno de los pilares más importantes en Valeria, sin duda también lo son el amor y las relaciones de pareja: “¿Qué tipo de comunicación tienes con tu pareja? Si la comunicación no fluye, te confundes, piensas, te emparanoias con cosas que no tienen sentido y no son lo que tú piensas… y ahí es cuando se genera el problema y uno no se entiende con el otro”, decía Ibrahim Al Shami, Adrián en la serie. Y es que Valeria (Diana Gómez), inmersa en la publicación de su primera novela y con una inspiración que ni está (ni se le espera tampoco), se enfrenta a la dura situación de conocer a un hombre interesante (Víctor, encarnado por Maxi Iglesias) cuando su matrimonio con Adrián no está pasando por el mejor momento. En definitiva, Valeria está inmersa en una vorágine emocional en la que todos y todas nos podemos ver reflejados, empezando por la propia Diana Gómez: “Me siento identificada tanto con su crisis en su profesión como con su crisis laboral y económica. Es un bloqueo que he pasado y sentido, también la torpeza de intentar salir de él y no saber cómo.” También Ibrahim Al Shami y Maxi Iglesias tienen puntos en común con sus personajes, el primero en lo ordenado, estructurado y observador de Adrián, un personaje “con fondo tranquilo, pero con una inseguridad que le mantiene activo y alerta, aunque siempre tenga que andar ocultándola”; el segundo en ser tan directo y decidido “en todos los ámbitos, tanto laboral como personal” como Víctor…

… Un Víctor del que muchas se enamoraron (vale, nos enamoramos) en su día, como ocurre siempre que aparece en una novela un personaje tan arrebatador. Lo cual, en palabras de Maxi Iglesias, “es complicado”: “Se ha generado un Víctor que no sé hasta qué punto puede llegar a ser “factible” a día de hoy, ¡que es que el mercado está muy mal!” bromea. “Mis amigas me dicen: “Un tío de 30 años resultón, majete, que me escuche, que dé alas a mis sueños y tal… no es común. Me consta que se hizo un casting muy elaborado, y un recasting igual de elaborado, porque se hicieron dos”. Pero como apunta Diana Gómez, “el Víctor de la serie es más humano, porque en la novela lo conoces desde el punto de vista de lo que ve y desea Valeria, pero aquí… también te enamoras de lo humano”. Y lo que importa es que, Elísabet Benavent, como madre de Valeria que es, dio el beneplácito a Maxi Iglesias enseguida: “Me sorprendió muchísimo, porque solo necesitó mirar a cámara para ser Víctor. Fue la confirmación de que se había tomado una muy buena decisión con él”. Algo similar ocurrió con el casting al completo, incluido con Diana Gómez y Valeria, quien lejos de crear reticencias en la autora (que ya sabemos que ha puesto mucho de sí misma en Valeria y sus amigas), parece ser más Valeria que la propia protagonista de la novela: “A pesar de que la Valeria de la serie es más fuerte y dicharachera, tiene ese encanto ingenuo y esa timidez delante de Víctor… He encontrado a Valeria en Diana, fue un flechazo, y realmente ahora me cuesta pensar en Valeria sin ponerle la cara de Diana”.

Y a ti, ¿también te costará a partir de ahora pensar en Valeria sin pensar en los y las protagonistas de la serie? Hayas sido o no de esos lectores o lectoras que devoraron la novela en su día, lo único que esperamos que ahora tengas claro es que Valeria se merece que le des una oportunidad. Y si todavía no te hemos convencido después de esto, muy pronto te contaremos por qué. 

Silvia Martínez

¡No olvides dejar aquí tu comentario!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ally McBeal fue la primera serie que vi y el personaje de Robert Downey Jr. del primero que me enamoré. A partir de ahí, periodista, cinéfila, seriéfila y una mezcla entre Bridget Jones y la niña de El exorcista en mis ratos libres. Actualmente, en busca de un pacto con el diablo que me otorgue más años de vida para ver todo lo que me queda... ¡Y poniendo orden a este sarao como buenamente puedo!