Compartir

force-majeure-poster-640x400

 

No hay que buscando (repito) no hay que ir buscando en FUERZA MAYOR un thriller tenso sobre supervivencia en pareja. O a lo mejor sí. Porqué vivir y convivir con los errores de tu pareja es, al fin y al cabo, hacer sobrevivir a una relación. Y eso es de lo que trata la película del sueco RUBEN ÖSTLUND: una avalancha (mal) controlada mientras la familia come al aire libre es la particular almendra amarga de una feliz familia que está pasando unas vacaciones en la nieve porqué, cuando la madre corra a proteger a sus pequeños, el padre huirá (no sin antes coger su iPhone y sus gafas de sol) en un gesto tan moralmente reprochable como aterrorizadoramente humano. Todo resulta ser una falsa alarma, y la familia puede volver a comer tranquilamente. Pero la avalancha de verdad ya ha sido desatada, y avanza a paso lento pero firme, cambiando y arrasando la convivencia entre los personajes. Debajo de las afelpadas capas de amor familiar se encuentran viles monstruos, personalidades narcisistas, autoritarias y desapegadas.

 

33a9a0dd1db1549202f0f14581983ff9

 

Máquinas para aplanar la nieve, los terribles bombardeos para provocar avalanchas controladas y el crujir metálico de los telesillas, tele-arrastres y teleféricos (sonidos metálicos que rompen con la tranquilidad de las colinas blancas) se combinan con el acertado uso del (poderosísimo) arranque del tercer movimiento del verano de Vivaldi, esa gran y violenta tormenta escondida tras las notas de un dulce violín que se convierte en el leitmotiv de toda la película. Junto al sonido envolvente, bellos planos estáticos (casi glaciales) del centro de esquí y el paisaje idílico y sobrecogedor que provocan una lectura secundaria y a veces, contradictoria: el enfriamiento de las relaciones en contraposición con la calidez que provoca la opulencia de la clase alta, o la tranquilidad que provoca el paraje natural de las montañas de los Alpes contra la tensión que se masca en el teórico remanso de paz en el que se alojan los personajes. Todo crea un clima intenso (y enrarecido) de búsqueda de culpables y catarsis necesarias.

 

efe8301bebbaa0638e617bf991c428b3

 

FUERZA MAYOR es un drama psicológico (o un thriller dramático) sobre la culpa, la glaciación emocional, el individualismo burgués, las crisis en las relaciones de pareja e intrafamiliares. Una incisiva mirada a los roles dentro de la familia, tensa (y a veces macabramente divertida) tesina sobre la protección paternal y el instinto de supervivencia. El sueco RUBEN ÖSTLUND consigue narrar un filme sin moraleja palpable en el que cada personaje se enfrenta a la brutalidad de las relaciones humanas (de pareja, de amistad, y paterno-filiales), a la culpa, pero sobretodo al misterio (decisiones subconscientes, instintos animales y corajes heridos) que les define.

 

LO MEJOR:

  • La escena que más hiela la sangre: la discusión de una pareja (amiga de los protagonistas) sobre el caso hipotético de que ellos hubieran vivido la no-avalancha.
  • El brillante análisis del (a veces) extraño comportamiento humano que hace ÖSTLUND.
  • Las grandes actuaciones de LISA LOVEN KONGSLI y JOHANNES KUHNKE (los dos protagonistas)

 

LO PEOR:

  • El ritmo es casi glacial, y aburrirá a espectadores poco dispuestos a la reflexión.

 

Pol Llongueras

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.