Compartir

Lucrecia Martel - El Palmitrón

El Festival de Sevilla ha presentado por primera vez en España Zama, cuarto largometraje de la cineasta argentina Lucrecia Martel que, tras dejar muy buen sabor de boca en Venecia, compite en la Sección Oficial del certamen hispalense. La presencia de El Deseo en la producción ha permitido que la cinta se exhiba en Sevilla y aspire al Giraldillo de Oro.

Que un proyecto tan profundamente latinoamericano acabe en un festival de cine europeo es motivo de celebración para los productores Agustín Almodóvar y Esther García, que han presentado la película junto a Lola Dueñas, una de las protagonistas. Queríamos que Lucrecia fuera apareciendo en los circuitos de festivales europeos. Como españoles, somos el puente perfecto entre el cine latinoamericano y las salas europeas. Sus cinematografías acaban gustando mucho en este continente, ha afirmado el productor. La película, basada en la novela de 1956 de Antonio Di Benedetto, cuenta la historia de un oficial español del siglo XVIII que espera pacientemente en Asunción su transferencia a Lerma, Argentina. En sus años de espera intentará cumplir las misiones que le encomiendan bajo la promesa de un traslado que no acaba de producirse.

El matrimonio entre los hermanos Almodóvar y Lucrecia Martel se remonta a La niña santa (2004), segundo largometraje de la directora que compitió en Sección Oficial de Cannes. El Deseo ha conseguido levantar un proyecto tan ambicioso (su presupuesto ha sobrepasado los cuatro millones de euros) sin ayudas institucionales. Para Esther García, la actual ley del cine está poniendo en serio peligro las coproducciones:Este tipo de películas necesitan el apoyo, casi de manera natural, de la producción española. Lucrecia ha tardado diez años en conseguir rodarla.

La inspiración de Martel llegó mientras hacía una ruta en barco por el río Paraná. Su libro de cabecera durante el trayecto fue la obra de Di Benedetto. Mientras la iba leyendo, se encontraba con distintas comunidades indígenas y sintió que tenía que contar esa historia. Materializarla no fue fácil: además de las dificultades económicas, las condiciones climatológicas adversas y los duros paisajes dificultaron el rodaje. El equipo técnico sufrió casi los mismos inconvenientes que los personajes de la película, pero Lucrecia consiguió sacar el proyecto adelante. Además de una intelectual, es una aventurera, ha comentado un Agustín Almodóvar que, si bien no estuvo presente, iba siguiendo cada fase del proyecto desde España.

SEFF2017: ZAMA

Para terminar de complicarse todo, la directora enfermó y la producción tuvo que paralizarse durante un año. La espera de Martel acabó convirtiéndose en una metáfora de la espera del propio protagonista por cumplir su deseo de ser trasladado. Sin embargo, para una entusiasmada Lola Dueñas, el tema principal es la búsqueda de la propia identidad: Zama es una película sobre quién es uno pero, sobre todo, sobre quién no eres. La intérprete se muestra encantada de haber participado en el proyecto:El guion me fascinó. Como actriz, he tenido lo mejor: mi directora favorita, el vestuario de Julio Suárez o las pelucas de Alberto Moccia. Dueñas se entregó por completo al universo de Martel, quien no da demasiadas explicaciones a sus intérpretes. Ella es muy precisa, te da las indicaciones en una sola frase y te queda todo claro. Yo también trabajé mucho con la novela, con descripciones que encontraba sobre mi personaje. Pienso que Di Benedetto estaría muy impresionado con el trabajo de Lucrecia.

La dirección de actores es uno de los fuertes de una película, cuyo peso cae sobre los hombros de un soberbio Daniel Giménez Cacho que se deja la piel en todo el metraje. La evolución de su personaje es una representación de la caída del Imperio español, que fue dejando por el camino a todos los que estaban en América defendiéndolo, ha comentado Agustín Almodóvar.

Lola Dueñas pudo ver la película terminada por primera vez en el Festival de Venecia, donde la presentó junto a la directora. “La vi con público. Al día siguiente, estaba haciendo entrevistas y todo el tiempo tenía ganas de llorar de emoción. En un descanso, me acerqué a Lucrecia y le dije: ‘Esto es por tu culpa’. Sentía que había formado parte de una obra maestra“.

Zama se estrenará en cines españoles el próximo 28 de enero y representará a Argentina en los próximos Oscar y Goya 2018.

Fon López

 

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.