Compartir

 

gaza4

 

El ser humano, sea de donde sea, tiene unos rasgos comunes: sentimos, padecemos y fabricamos sueños a través de nuestras ilusiones. NACIDO EN GAZA vuelve a recordarnos que cualquier realidad, por muy lejana que nos parezca en un principio, una vez expuesta y presentada, la podemos sentir y entender como nuestra hasta el punto de lograr que el espectador se involucre con los personajes que la pueblan.Y aún es más sencillo empatizar cuando esos personajes principales son niños, que nos narran y cuentan sus vivencias, sus sueños y pesadillas, sus miedos y deseos, sus esperanzas y su desasosiego.

HERNÁN ZIN, escritor y documentalista italo-argentino, está acostumbrado a recorrer el mundo contando historias, o más bien filmándolas. Desde su último documental, VILLAS MISERIA (2009), no había vuelto a ponerse tras una cámara. Pero  la actual situación que se vive en Oriente Próximo, más concretamente en la franja de Gaza, le ha vuelto a llevar a rodar y contar historias, esta vez teniendo a unos protagonistas de excepción: diez niños de Gaza que nos cuentan en primera persona cómo es su vida diaria, cómo se sienten y qué esperan del futuro. Y todo esto nos lo cuentan dentro de un contexto muy excepcional: los meses de julio y agosto de este año, justo en mitad de la ofensiva israelí denominada “Margen defensivo”, en la que perdieron la vida 507 niños y resultaron herido más de 3000.

 

gaza1

 

NACIDO EN GAZA, que nace como detonante del libro escrito por el propio HERNÁN ZIN “Llueve sobre Gaza” (2007), es un jarro de agua helada para la acomodada conciencia occidental. Su precisión y naturalidad resultan desbordantes. Sin medias tintas ni distorsionando la realidad, cada niño nos cuenta su historia vital de una forma directa y sincera, llegando desde el primer minuto a nuestros sentimientos. Porque si ya de por sí resulta muy estremecedor que alguien te cuente cómo se vive dentro de un conflicto bélico, aún resulta más sobrecogedor si nuestro narrador es un niño.

Porque cuesta que nos hagamos a la idea de que hay niños en cuyas vidas conceptos tan básicos para nosotros como son el  jugar, estar en familia, ir a la escuela y soñar, estén del todo desterrados. Cuesta creer que con tan pocos años de edad hayan podido vivir ya la crueldad humana; el fallecimiento de padres, hermanos, amigos, primos… esas personas que conforman nuestra vida, que nos ayudan a crecer y formarnos como personas. Cuesta creer que con tan pocos años hayan sido testigos de la destrucción de sus casas, de sus colegios, de sus parques, de todo lo que les rodea… Ignorando por qué ocurre todo eso a su alrededor. Sin entender por qué les ha tocado a ellos. Sin saber qué han podido hacer para merecer esa vida ni cómo hacer para volver a la normalidad. Porque quizá lo más sorprendente y conmovedor de todo sea que, aunque te cuenten horrores y hechos propios de la peor de las pesadillas, siguen siendo niños. Niños a los que les gusta jugar al fútbol, coger sus muñecas o ir al parque a montarse a un columpio. Niños que todavía no cesan en ilusionarse y esperan un futuro mejor, en donde llegar a ser maestros, pescadores, médicos… Porque, aún viviendo en una situación tan límite como en la que están, siguen siendo eso: niños.

 

gaza2

 

Producido por CONTRAMEDIA FILMS y LA CLAQUETA PC, productoras que cuentan en sus filas con nombres tan populares como la cantante Bebe o el reconocido periodista de conflictos bélicos Jon Sistiaga, NACIDO EN GAZA se convierte en un documental de obligado visionado para todos los espectadores. A través de una cuidada realización, con impactantes imágenes y un sencillo y eficaz montaje, HERNÁN ZIN nos nuestra, a través de una mirada íntima y profunda, cómo la violencia transforma la vida de estos diez niños convertidos en portavoces de su mundo. Nos encontramos ante una visión limpia, sincera y directa (sin intentar en ningún momento politizar el discurso) de una realidad que al final no es tan lejana, en donde el poder llegar a mañana y tener una vida normal se convierte en el principal reclamo de estas diez pequeñas pero firmes voces. NACIDO EN GAZA es la guerra y sus consecuencias.

 

 

LO MEJOR:

  • La visión sincera y directa de los niños a la hora de contar sus vidas. Sorprende su entereza al relatar sucesos que parecen salidos de sus peores pesadillas.
  • La cuidada realización de HERNÁN ZIN a la hora de rodar de una forma sencilla el relato de estos niños. No necesita ninguna estridencia. La mirada del narrador y lo que nos dice, basta. Es un ejemplo del “menos es más”.
  • Las impactantes imágenes que nos muestran el terrible momento que viven esos niños, vistas como mero espectador, sin entrar en sensacionalismos ni imágenes grotescas.

LO PEOR:

  • Simplemente, que lo que nos cuentan esos diez pequeños sea verdad y no una ficción.

 

 

Sonsoles Caro

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.