Compartir

cabecera flosh

 

Poco a poco, las ficciones británicas están consiguiendo hacerse un hueco importante en el superpoblado mundo seriéfilo. Esta vez nuestra nueva recomendación no viene del otro lado del charco, y nos vamos a quedar en el continente. Aquí tienes 10 razones para engancharte a IN THE FLESH, una de las series más interesantes, complejas y entretenidas de la actualidad televisiva; sello UK.

 

1.Una historia de zombies…

Los zombies están de moda. Las historias de los muertos vivientes se han convertido en un gran filón televisivo en los últimos años, siendo THE WALKING DEAD el gran referente del género y convirtiéndose en uno de lo mayores éxitos de la historia de la televisión por cable. Si te gusta este universo, IN THE FLESH es una serie para ti. Pero cuidado, porque aquí no te vas a encontrar vísceras, gore ni muertes por doquier -vale, un poco sí-.

 

flesh 6

 

2. … pero una historia diferente

La serie nos cuenta la aventura de Kieren Walker, un adolescente que vuelve a la vida  durante “El Amanecer”, y que junto a un amplio grupo de personas provocará un verdadero Apocalipsis zombie. El gobierno británico consigue controlar el virus, y hará esfuerzos para que todas estas personas –que padecen el Síndrome del Parcialmente Muerto- se reintegren en la sociedad. En Roarton, lugar donde transcurre la acción, esta reinserción no es nada fácil, ya que existe un grupo paramilitar que intentó erradicar a los zombies y  no ve con buenos ojos su integración social.

 

flesh blanco

 

3. Un protagonista con muchos matices

Kieren es un adolescente de verdad, con sus defectos y sus virtudes. Iremos conociendo más de él conforme vayan transcurriendo los episodios, y nos encontraremos con un personaje lleno de recovecos y de complejas emociones. Pocas veces una serie de televisión había tenido a un protagonista adolescente absoluto que despertara tanta ternura y tanta empatía en el espectador. Recordemos que estamos hablando de un “zombie”.

 

flesh protagonista

 

4. Historias secundarias de alto nivel

Si el protagonista funciona, el elenco secundario no se queda atrás. Los vecinos, su amiga Amy, su familia y, sobre todo, su hermana; todos jugarán un papel fundamental en cada una de las tramas de la serie. Los personajes están perfectamente enmarcados en la historia que IN THE FLESH quiere contar, y tendrán alguna implicación emocional con Kieren que iremos descubriendo de forma progresiva.

 

flesh secundarios

 

5. Un puzzle donde todo encaja

El desconcierto del principio es parecido al que tenemos al ver LES REVENANTS, una serie de un corte similar. La diferencia es que IN THE FLESH da respuestas mucho más rápido que la serie francesa, y poco a poco todo encaja y tiene sentido. Cómo muere el protagonista, cómo ha cambiado su familia y cómo ha cambiado el pueblo serán historias que nos irán revelando en pequeñas píldoras, siempre de una forma muy sutil que dotará al resultado final de un buen gusto muy particular.

 

flesh 5

 

6. Drama bien llevado

IN THE FLESH es una serie de temática de zombie, pero no es una serie de terror. Es un drama familiar, un drama adolescente; un drama complejo sobre la aceptación, el miedo a lo desconocido y a nosotros mismos. Es un drama en el que las emociones están continuamente a flor de piel, y donde las relaciones humanas se configuran como el centro de la ficción. El amor, la venganza o la tolerancia –en todas sus formas- son algunos de los recursos que la serie explota en todos sus capítulos, y que tendrán su clímax en el final de la primera temporada.

 

flesh drama

 

7. Una serie marca brithis

Si eres fan de las series británicas, aunque los zombies no te gusten demasiado, esta es una serie must-see. Los escenarios, el tratamiento de la imagen y la concepción de los personajes adolescentes son tan brithis que quedarás prendado. Al igual que otras series de BBC Three, o incluso algún drama de E4, IN THE FLESH desprende respeto, cuidado y admiración por la que se está haciendo desde el primer minuto.

 

flesh cena

 

8. Capítulos largos que se pasan en un suspiro

Hacer capítulos de una hora y que no resulten pesados es un ejercicio complicado. El ritmo de esta serie es tan eficaz que cada uno de los pequeños tomos en los que están divididas las temporadas se disfruta de principio a fin, dejando siempre con ganas de más y con la sensación de que acabamos de ver una obra de 20 minutos. Además, la primera temporada cuenta solo con 3 episodios, razón de más para animarse a verla.

 

flesh suspiro

 

9.  BAFTA a la Mejor Miniserie

Actualmente, la serie se encuentra emitiendo su segunda temporada –que constará de 6 capítulos- pero su primera parte ya ha sido reconocida con el BAFTA a Mejor Miniserie en la ceremonia que tuvo lugar hace unos días. THE FADES, otra producción de BBC Three, se hizo con el BAFTA a Mejor Drama en 2012, posicionando la cadena como un gran referente de producción televisiva, y dejando ver que los dramas adolescentes británicos están al nivel de las grandes series.

 

bafta

 

10. Una importante reflexión sobre la identidad

Al final, de lo que IN THE FLESH habla es de la aceptación de uno mismo, y de la compleja realidad de la identidad –tanto personal como grupal-. Los zombies que tienen que darse cuantiosas capas de maquillaje para volver a encajar en su entorno, funcionan como representación de los miedos a ser diferente y a no ser aceptado por los demás. Todo ello está perfectamente narrado a través del personaje de Kieren, una persona que oculta su realidad y su verdadera identidad a través de muchas capas, a las que ahora se suma su condición de zombie. Los personajes de IN THE FLESH se enfrentan a vivir en un nuevo mundo y en una nueva realidad en la que todos ellos parecen haber cambiado; y deberán realizar un profundo ejercicio de introspección del que el espectador será testigo directo.

 

flesh final

 

Y hasta aquí podemos leer; para enterarte de todo tendrás que hacer caso a las recomendaciones de El Palomitrón, y adentrarte en uno de los universos zombies más interesantes de los últimos años.

 

 

 

Ricardo Lampérez

No hay comentarios

Dejar una respuesta