Compartir

vaiana-el-palomitronLa factoría de los sueños cuenta de nuevo con los creadores de Frozen para esta adaptación animada de un mito ubicado en el Pacífico Sur que resulta grata, entretenida y musical. Los más pequeños de la casa disfrutarán de lo lindo con la odisea de Vaiana, una heroína clásica con un propósito claro y tradicional. Un inspirador relato apto para todos los públicos.

La cinta nos cuenta la historia de Vaiana, la aventurera hija de un jefe isleño que siempre ha deseado explorar los océanos. Siente una conexión especial con el agua y lo que esta representa: la feminidad, el fluir, la vida que nace… Su padre intenta que esta idea desaparezca de su cabeza, haciendo así que Vaiana acepte su destino de permanecer dentro de la isla para cuidar y liderar a su pueblo de origen. Pero por suerte, la protagonista no podrá evitar la imperiosa llamada del agua y comenzará una odisea marina de proporciones homéricas.

vaiana-nina-el-palomitronLa historia no es novedosa, pero sí efectiva. Sigue al pie de la letra la fórmula ideada por el escritor Joseph Campbell en su novela El héroe de las mil caras. Valores como el coraje, la templanza, el valor, la confianza o el aprendizaje son reforzados continuamente, ya sea por medio de acciones, por medio de palabras o mediante canciones con ritmos son pegajosos y que consiguen clavar sus notas en tu cabeza. Es probable que te sorprendas a ti mismo tatareando la melodía pasadas unas horas, o incluso unos días.

En el transcurso de su epopeya, Vaiana se encuentra con un personaje que, al contrario que ella (siempre completa, agraciada y confiada), da un vuelco y evoluciona gracias a la fortaleza de la responsable niña. Una protagonista interesante, pero demasiado perfecta que no llega a calar hondo como sí hizo su predecesora Elsa. Menos mal que la muchacha cuenta en su repertorio con un tema estrella que encantará a los fans de la canción Let it go (Suéltalo en la versión traducida) y con un simpático gallo bobalicón como acompañante que funciona como contrapunto cómico y ofrece algunos de los mejores gags, simples pero desternillantes. Un secundario de altura.

vaiana-2-el-palomitronEn el aspecto más técnico, todos los departamentos brillan con fuerza como fruto de un pulido trabajo por parte de cientos y cientos de especialistas (los créditos dan fe de ello). Especial mención a un estupendo sonido, apabullante y vibrante. En algunos momentos el asiento parece temblar con el estallido de los relámpagos o el sonido de las olas. No nos olvidamos de su banda sonora, tan espectacular como su sonido, si bien el deleite con la misma depende en gran medida de la tolerancia del espectador. Los hay encantados con cada nota; otros se cansan al poco tiempo y algunos farfullan con cada tonada. Sea como sea, debe quedar claro que este tipo de animación se apoya en la música y la voz en off constantemente (recursos que agilizan el relato). Hace falta ritmo para entretener a los más jóvenes de la casa.

Paisaje de Vaiana. El Palomitrón.

En Vaiana se dan cita dos tipos de animación que conviven entre sí como ya hizo otra gran película titulada Hércules, con la que Vaiana tiene más en común de lo que parece. Pocahontas es otra clara influencia, así como lo es Lilo & Stitch (incluso la protagonista parece una versión mayor de la niña).

La colosal Disney continúa con su tónica de relatos tradicionales pero reformando a la mujer, que ahora posee autonomía e incluso articula las tramas, un acierto que se agradece si tenemos en cuenta algunas de sus predecesoras. La influencia de la recién adquirida Pixar es notable, ya que antes de la proyección del largometraje podemos ver Inner workings, un cortometraje revitalizante, orientado al público adulto. Los progenitores tendrán unos breves momentos para reflexionar sobre su propia existencia y el tedio que esta presenta. Sin duda una grata sorpresa.

Con todo, este cuento animado presenta una variada paleta de colores y fascina con su variedad, saturación y gama. Hipnótico para cualquier ser humano no invidente, Vaiana nos cuenta una historia sobre una heroína con bellos y encomiables valores. El mensaje es claro: los retos y el arrojo son esenciales si quieres cambiar el presente.

LO MEJOR:

  • Un par de temas musicales son francamente buenos.
  • El tipo de relato nunca pasa de moda.

LO PEOR:

  • Algunos datos son repetidos hasta la saciedad.
  • El personaje de Vaiana es demasiado perfecto. No presenta ningún tipo de tara, aspecto que le resta profundidad a su personalidad.

Isabel García

No hay comentarios

Dejar una respuesta