Compartir


TRUE

 

Una de las grandes sorpresas televisivas de esta temporada está siendo TRUE DETECTIVE, la serie de la HBO creada por NIC PIZOLATTO y protagonizada por MATTHEW MCCONAUGHEY y WOODY HARRELSON. Esta serie está tan llena de detalles y pistas ocultas que está levantando mucha polvareda. Hace apenas un par de semanas se publicó este artículo en io9.com y como nos ha parecido además de interesante, de vital importancia para conocer los entresijos de la serie, hemos decidido compartirlo con vosotros traduciéndolo para que no os perdáis las referencias a las que alude. El libo “El Rey de Amarillo” al que hace referencia el artículo lo podéis encontrar en las librerías españolas editado por Valdemar.

Aquí podéis encontrar el artículo en inglés escrito por Michael M. Hughes: The one literary reference you must know to appreciate True Detective.

 

 

Las referencias literarias que deberías conocer para apreciar mejor TRUE DETECTIVE.

 

SPOILER1

 

En el segundo capítulo de TRUE DETECTIVE apareció una referencia a una de las obras más extrañas y absorbentes de la literatura weird y de terror: El Rey de Amarillo, de ROBERT W. CHAMBERS, una colección de historias cortas publicada en 1895. Es necesario conocer este libro para entender el oscuro misterio que se esconde en lo más profundo de esta serie.

Esta colección de relatos ha influenciado a escritores que han ido desde H.P. LOVECRAFT hasta RAYMOND CHANDLER pasando por ROBERT A. HEINLEIN, GRANT MORRISON, NEIL GAIMAN o GEORGE R.R. MARTIN. El Rey de Amarillo y su legendaria ciudad de Carcosa puede que sean el personaje y la localización más famosos de los que nunca hayas oído hablar.

De hecho, a medida que se avanza con atención en el visionado de la serie  podemos encontrar una serie de Easter eggs escondidos y que están dirigidos directamente a los fans de este tipo de literatura. Voy a señalar algunas de las referencias más importantes, pero tengo la sensación de que el resto de la serie va a hacer las delicias de los auténticos detectives de la ficción extraña.

 

Camilla: Señor, deberíais quitaros la máscara.
Forastero: ¿De veras?
Cassilda: En verdad, ya es hora. Todos nos hemos despojado de los disfraces, salvo vos.
Forastero: No llevo máscara.
Camilla: (Aterrada a Cassilda) ¿No lleva máscara?¿No la lleva?

El Rey de Amarillo, Acto I, Escena II.

 

El Rey de Amarillo es una obra de teatro ficticia a la que aluden los relatos de esta colección a modo de referencia metaliteraria, que provoca desesperación, corrupción y locura a cualquiera que la lee o la ve representada. CHAMBERS tan solo inserta unas pocas escenas en el libro, y todas ellas del primer acto. Según se nos cuenta, este acto es una suerte de cebo escrito para que los lectores se sientan atraídos por este texto maldito. Con solo leer unas pocas palabras del segundo acto te volverás loco por la revelación de verdades horribles, decadentes e incomprensibles sobre el universo.

 

True Detective

 

Cualquiera que haya leído los horrores cósmicos de LOVECRAFT se dará cuenta de las referencias. Para las mentes de sus desafortunados protagonistas, estas verdades sobre el universo que de pronto les han sido reveladas son imposibles de soportar. De hecho, no resulta para nada sorprendente que el propio LOVECRAFT incorporara El Rey de Amarillo de CHAMBERS a sus Mitos de Cthulhu y adornara ciertos elementos de la historia para incluir esta obra de teatro ficticia a su lista de libros igualmente inventados.

 

Los cantos que cantarán las Híades
donde flamean los andrajos del Rey,
deben morir inaudibles en la
penumbrosa Carcosa.

El canto de Cassilda en El Rey de Amarillo, Acto I, Escena II

 

Para los fans de la ficción weird, la aparición de esta obra de teatro que te induce a la locura en lo que parecía un acto rutinario más de la investigación policial ha supuesto toda una sorpresa. De pronto, el estilo de la serie ha cambiado completamente para circunscribirse en una corriente particular del terror que raras veces se ha visto en televisión (si es que se ha llegado a ver alguna vez). La primera mención a la obra llega en el segundo episodio cuando Rust Cohle, el detective cínico y nihilista interpretado por MATTHEW MCCONAUGHEY, encuentra el diario de una joven ex-prostituta, Dora Lange, que ha sido victima de un asesinato ritual.

Cohle lee en voz alta del diario:

“Cerré mis ojos y vi al Rey de Amarillo andando por el bosque. Los hijos del Rey están marcados. Se han convertido en sus ángeles.”

 

Diario True Detective 01

 

Las páginas del diario se pueden ver brevemente en la pantalla y en ellas se aprecian algunos de los versos de Chambers copiados textualmente.

 

Diario True Detective 02

 

Rompen las olas neblinosas a lo largo de la costa,
los soles gemelos se hunden tras el lago,
se prolongan las sombras
en Carcosa.

Extraña es la noche en que surgen estrellas negras,
y extrañas lunas giran por los cielos,
pero más extraña todavía es la
perdida Carcosa.

El canto de Cassilda en El Rey de Amarillo, Acto I, Escena II

 

Esas “estrellas negras” se han convertido también en un símbolo recurrente de la serie. Aparecen como tatuajes en el cuello del personaje de Carla, la primera en alertar a Cohle y Hart de la vinculación de Dori con una extraña “iglesia”.

 

Las estrellas negras

 

Pero en el episodio 3 las cosas se vuelven aún más extrañas cuando aparece un predicador itinerante con el extraño nombre de Joel Theriot, que solo se diferencia en una letra del nombre con el que el famoso ocultista ALEISTER CROWLEY solía referirse a sí mismo: Maestro Therion o La Bestia 666. Yo tuve que darle a la pausa cuando vi a Theriot agachar la cabeza y hacer el signo de la cruz sobre su pecho porque lo estaba haciendo al revés, de derecha a izquierda en lugar de izquierda a derecha. Viendo la cantidad de pistas y símbolos que aparecen en los otros episodios de forma tan meticulosa estoy seguro de que el gesto es intencionado.

Más tarde, en ese mismo episodio, los detectives interrogan a un convicto llamado Charlie en una habitación vacía y con paredes de cemento con la intención de conseguir información sobre su primer sospechoso, Reggie Ledoux, al que se conoce como el Hombre Alto. Charlie fue compañero de celda de Ledoux y estaba al tanto de alguna de sus particulares historias, como le cuenta a los detectives:

 

Dijo que hay un sitio en el Sur al que van los ricos a, eh, adorar al diablo. Dijo que, eh, ellos… sacrificaban niños y todo eso. Que mataban… que mataban a mujeres y a niños allí y, eh, algo de un sitio que se llamaba Carcosa y algo del Rey Amarillo. Dijo que hay unas, como, piedras viejas en el bosque, y la gente va como a rezar. Dijo que allí matan a mucha gente. Reggie tenía una especie de marca en la espalda, como una espiral. Dijo que era su símbolo.

 

La misma espiral aparece pintada —¿tatuada?— en la espalda de Dora, así como en la de otra víctima que Cohle descubre en los archivos de la policía. Parece ser una pista recurrente porque esta espiral ya la habíamos visto en una secuencia del episodio 2: Mientras Cohle observa a una bandada de pájaros junto a una iglesia quemada, éstos giran y se unen en una espiral idéntica a las que hemos visto antes de salir volando. Se trata de un momento que da escalofríos y que otros espectadores han analizado minuciosamente.

 

La espiral en True Detective

 

La idea de las piedras antiguas como escenario de ritos paganos extraños y sacrificios atávicos es también un recurso común en la ficción weird y lo han utilizado desde ARTHUR MACHEN y LOVECRAFT —El horror de Dunwich— hasta STEPHEN KING —en su historia corta N—. Yo mismo lo utilicé en mi novela Blackwater Lights.

Y estos son tan solo unos pocos símbolos y huevos de pascua escondidos en esta serie dramática tan inteligente y meticulosamente construida. Tomemos nota, por ejemplo, del uso continuado del color amarillo: en el tenue y deprimente apartamento de Cohle o en la neblina del almacén donde se celebra la rave ilegal. El amarillo normalmente se vincula a la locura, la crisis nerviosa y la decadencia —otro eco de la mitología de CHAMBERS.

Pero ahora nos preguntamos: ¿a dónde va todo esto? ¿Se dedica el guionista NIC PIZZOLATTO simplemente a hacer homenajes a sus autores favoritos y sus fans? Algunos críticos han descartado la idea de que la serie esté girando hacia lo paranormal, pero yo no tengo dudas de que va a ir siendo progresivamente más extraña y mucho más oscura. Ahí están las pistas para todo el que las quiera ver.

¿Por qué El Rey de Amarillo? Creo que es obvio. Es más, me voy a arriesgar y decir que la temporada continuará con los detectives Cohle y Hart acercándose cada vez más al abismo de lo que LOVECRAFT llamó “horror cósmico”, que definió como:

 

…cierta atmósfera de intenso e inexplicable pavor a fuerzas exteriores y desconocidas, y el indicio expresado con una seriedad y una sensación de presagio que se van convirtiendo en el propio motivo principal de una idea terrible para el cerebro humano: la de una suspensión o transgresión maligna y particular de esas leyes fijas de la Naturaleza que son nuestra única salvaguardia frente a los ataques del caos y de los demonios de los espacios insondables.

 

En una esclarecedora entrevista para The Wall Street Journal, PIZZOLATTO habla de su amor por el terror existencialista y sus autores más importantes desde CHAMBERS y LOVECRAFT a los más modernos maestros del género weird como LAIRD BARRON y THOMAS LIGOTTI:

 

Sus visiones ficticias de desesperación cósmica estaban hablando de las mismas cosas que ciertos filósofos nihilistas o pesimistas, solo que con más poesía, arte y visión… Es importante para nosotros enfrentarnos al potencial del verdadero abismo…

 

Esta claro que el Cohle del presente, con sus ojos vacíos y vidriosos y su filosofía brutalmente nihilista es alguien que se ha enfrentado al caos y a los demonios que acechan en el borde de ese abismo interminable. Explica así su filosofía en la entrevista con los dos detectives del presente:

 

Te das cuenta de que tú, tú mismo, todo este circo nunca ha sido otra cosa que arrogancia chapucera y voluntad idiota que podrías haber dejado pasar una vez te has dado cuenta de que no hacía falta agarrarse tan fuertemente a ellas. Te das cuenta de que toda tu vida, ya sabes, todo tu amor, todo tu odio, todos tus recuerdos, todo tu dolor… Era todo la misma cosa. Todo formaba parte del mismo sueño, un sueño que dejaste encerrado en una habitación, el sueño de ser una persona. Y como pasa con muchos sueños… hay un monstruo al final.

 

Cohle ha visto al monstruo. Sospecho que nosotros también lo veremos.

 

Hugo Camacho (artículo y traducción)

No hay comentarios

Dejar una respuesta