Compartir

 

Photo Credit: Helena Lumme & Mika Manninen

 

“Tenía el cerebro lleno de cuchillas de afeitar” fue lo que dijo WILLIAM HOLDEN de él, uno de más grandes directores del siglo XX, un tipo pequeño, de gafas y cara redonda, con pinta de bonachón pero cínico como el que más, llamado BILLY WILDER.

Originario de Austria, nacido el 22 de junio de 1906 bajo el nombre de Samuel Wilder, estudió Derecho, pero pronto se dio cuenta de que lo suyo no eran las leyes y se marchó a Berlín, donde colaboró con la mítica productora alemana UFA. Debido al auge del nazismo y a sus raíces judías, tuvo que exiliarse a París en 1933. Sin embargo, el imparable movimiento nazi le convenció de que lo mejor era dejar Europa. Así, partió para Hollywood, de donde nunca volvería.

Aunque los comienzos en la ciudad californiana fueran precarios y difíciles, con el tiempo logró hacerse un nombre como guionista, colaborando en los guiones de películas como NINOTCHKA (ERNST LUBITSCH, 1939) y BOLA DE FUEGO (HOWARD HAWKS, 1941), pero no fue hasta 1942 cuando se puso tras la cámara como director, labor que desarrollaría hasta 1981, fecha de su última película.

En el camino nos regalaría algunas de las mayores obras fílmicas de la historia del cine, como PERDICIÓN (1944), CON FALDAS Y A LO LOCO (1959), IRMA LA DULCE (1963), entre otras muchas que están en esta lista, y otras tantas que no, pero que son igualmente recomendables.

Su estilo se caracterizaba por su cinismo y crítica al american way of life y por su humor inteligente (lo que le permitía combinar lo mordaz y lo sensiblero). Le gustaba dar a sus películas un giro argumental inesperado para sorprender al público y dar a los personajes una doble cara: nadie es tan bueno como parece, y el malo de la función no es tan malo como aparenta.

A lo largo de su carrera trabajó con las mayores estrellas de Hollywood de la época: JACK LEMMON, KIM NOVAK, SHIRLEY MACLAINE y MARILYN MONROE, entre otros grandes actores. Además, sus colaboraciones con ERNST LUBITSCH, a quien siempre consideró su maestro, marcaron su obra por completo, e incluso en su despacho colgaba la inscripción: «¿Cómo lo haría Lubitsch?».

Los últimos años de su vida los vivió en su casa de Beverly Hills sin poder filmar ninguna película, ya que las compañías aseguradoras no se atrevían a financiar sus películas debido a su elevada edad. Así, el 27 de marzo de 2002, a la edad de 95 años, murió un creador genial, crítico y maestro, cuya máxima rezaba: “Tengo diez mandamientos. Los nueve primeros dicen: no debes aburrir”. Y créeme Billy, nunca lo hiciste.

 

  1. EL CREPÚSCULO DE LOS DIOSES (1950)

Sunset-Boulevard-1950-Wallpapers-2

 

¿DE QUÉ VA?: Joe Gillis es un joven escritor fracasado que, perseguido por sus acreedores, se refugia casualmente en la mansión de Norma Desmond, antigua estrella del cine mudo, quien vive alejada de la realidad, obsesionada con un pasado que ya nunca volverá. A partir de ese momento, la actriz pretende que Joe corrija un guion que ella ha escrito y que va a significar su regreso al cine.

¿POR QUÉ VERLA?: Por ser un análisis cruel pero certero de la verdadera naturaleza de esa máquina de hacer sueños llamada Hollywood; por el personaje de Norma Desmond, un perfecto retrato de la soledad de una estrella, de alguien que un día lo tuvo todo y ahora solo tiene sus recuerdos; y por sus diálogos, de esos que se te quedan grabados a fuego la memoria: “Yo soy grande, es el cine el que se hizo pequeño”.

 

  1. EL APARTAMENTO (1960)

the_apartment_4

 

¿DE QUÉ VA?: C.C. Baxter intenta ascender en su compañía gracias a dejar el  apartamento en el que vive a sus jefes para sus citas románticas. Las complicaciones surgen cuando Baxter se enamora de la ascensorista, Fran Kubelik, que, además, es la amante de uno de sus jefes.

¿POR QUÉ VERLA?: Por el personaje de JACK LEMMON, un tipo mediocre sin suerte en la vida y con muchas aspiraciones con el que muchos se pueden sentir identificados; por la naturaleza y sencillez de la película, combinadas perfectamente con una historia inteligente y con fondo; y porque hay que tener mucho talento para ser capaz de hacer reír con lo amargo y hacernos reflexionar sobre ello.

 

  1. PERDICIÓN (1944)

Double-Indemnity-2

 

¿DE QUÉ VA?: En la ciudad de Los Ángeles, un agente de una compañía de seguros se ve seducido por la mujer de su cliente. Juntos urden un plan para matar al marido de esta y obtener una fortuna. Lo que no se esperaban es que el investigador de la empresa de seguros les fuera a complicar el plan.

¿POR QUÉ VERLA?: Como ya dijimos en nuestro especial EL CINE NEGRO, por mostrar a una genial BARBARA STANWYCK como una de las femmes fatales más fascinantes de la historia del cine, y por su consistente retrato de una amistad traicionada y una vida arruinada por la ambición.

 

  1. CON FALDAS Y A LO LOCO (1959)

20140428_232227

 

¿DE QUÉ VA?: Joe y Jerry son dos músicos perseguidos por la mafia tras presenciar sin querer un ajuste de cuentas. Para escapar, deciden disfrazarse de mujer y unirse a una orquesta femenina. Es allí donde conocen a Sugar Kane, la cantante de la banda, de quien Joe se enamora perdidamente.

¿POR QUÉ VERLA?: Porque está considerada la mejor comedia de todos los tiempos y solo por eso ya hay que verla; por su trío protagonista, por los geniales JACK LEMMON y TONY CURTIS, pero, sobre todo, por la perfecta MARILYN MONROE (nunca estuvo mejor en ninguna otra película) y por la escena de tango (cuando la veáis, lo comprenderéis).

 

  1. TESTIGO DE CARGO (1957)

witness-for-prosecution

 

¿DE QUÉ VA?: Leonard Vole es un hombre joven y atractivo que es acusado del asesinato de la señora French, una rica anciana con la que mantenía bonita amistad, por el presunto móvil de heredar sus millones. A pesar de que las pruebas son casi irrefutables, sir Wilfrid Roberts, un prestigioso abogado criminalista londinense, se hace cargo de su defensa.

¿POR QUÉ VERLA?: Por su elegante alternancia entre comedia y drama judicial; por su fluidez narrativa; por ser una estupenda película de actores, en la que, sobre todos, destacan CHARLES LAUGHTON y MARLENE DIETRICH, soberbios y perfectos ambos; y porque arroja una interesante reflexión sobre la moralidad dentro de la justicia.

 

  1. IRMA LA DULCE (1963)

jack-lemmon-y-shirley-maclaine

 

¿DE QUÉ VA?: En París, un policía se enamora de una prostituta a la que conoció durante una redada. Por ella deja su trabajo y se enfrenta al chulo que la explota, convirtiéndose el mismo en su proxeneta. A partir de ese momento, él empieza a vivir de ella, lo que no resulta tan fácil como él esperaba.

¿POR QUÉ VERLA?: Por los geniales disparates del argumento, una comedia de trágicos enredos cuya inverosimilitud parece no tener fin;  porque condena la vanidad, la corrupción, la explotación de personas, y se posiciona contra mitos y tabúes de nuestra sociedad, como los prejuicios sobre las prostitutas; por la dulzura que desprende toda la película en sí, un cuento para los niños que los adultos llevan dentro de sí mismos.

 

  1. DÍAS SIN HUELLA (1945)

The_Lost_Weekend_a_l

 

¿DE QUÉ VA?: Don Birnam es un escritor fracasado con un gran problema de alcoholismo. Tanta es la adicción que es capaz de cualquier cosa con tal de conseguir un trago, incluso robar. Ante esta situación, tanto su novia como su hermano intentan por todos los medios ayudarle, pero todos sus esfuerzos parecen ineficaces.

¿POR QUÉ VERLA?: Porque presenta una descripción verosímil y convincente del comportamiento humano subyugado a la fuerza del alcoholismo, presentando un detallado análisis de la debilidad humana; por sus escenas llenas de crudo realismo; por la poderosa interpretación de RAY MILLAND, del que WILDER pronosticó desde el principio que se llevaría el Oscar ese año (y así fue).

 

  1. LA TENTACIÓN VIVE ARRIBA (1955)

Marilyn-Monroe-in-The-Seven-Year-Itch-marilyn-monroe-20326441-1280-720

 

¿DE QUÉ VA?: Richard Sherman se ha quedado en agosto en la ciudad trabajando mientras su familia está de vacaciones en la playa. Dispuesto a pasar un mes tranquilo, sin beber, fumar, ni salir de fiesta y acostándose pronto, un día conoce a su despampanante vecina, una verdadera tentación que pondrá a prueba su voluntad.

¿POR QUÉ VERLA?: Porque esta película es sinónimo de MARILYN MONROE, que desborda sensualidad y dulzura al mismo tiempo, y cuya escena de la rejilla ha quedado para la posteridad en la memoria de todos; por ser una comedia que sorprende por sus temas nada puritanos para la época; por la genial construcción psíquica de la creciente paranoia mental que tiene el personaje de Richard y los cómicos comentarios de la MONROE: «¡Ah, esto es música clásica! Lo he adivinado porque no cantan».

 

  1. SABRINA (1954)

sabrina2

 

¿DE QUÉ VA?: David Larrabee es un playboy millonario que se dedica a juguetear con Sabrina, la hija del chófer de la familia. Tras pasar una temporada en París, Sabrina vuelve convertida en una mujer elegante y seductora, lo que no solo trastorna a David, sino también a su serio y adusto hermano Linus, quien quizás sea una mejor elección para ella.

¿POR QUÉ VERLA?: Por ser el mejor ejemplo de lo que es una comedia romántica de calidad; por la maravillosa AUDREY HEPBURN, que llena la pantalla cada vez que aparece; por su ambientación, que retrata el sutil embrujo de la ciudad de París.

 

  1. UNO, DOS, TRES (1961)

One_Two_Three_James_Cagney

 

¿DE QUÉ VA?: Época de la Guerra Fría. C.R. MacNamara, representante de Coca-Cola en Berlín Occidental, es encargado de cuidar a la hija de su jefe en su estancia en la capital alemana. La joven, de nombre Scarlett, es una chica díscola y frívola, que ya ha estado prometida 4 veces y que, casualmente, se enamora de Otto Piffl, un joven comunista de la Alemania Oriental.

¿POR QUÉ VERLA?: Por su rapidez y dinamismo, que te hacen imposible lo que ya es difícil si hablamos de BILLY WILDER: aburrirte; por ser una impetuosa sátira política que no deja títere con cabeza; porque tras las risas y carcajadas de las situaciones, se esconde un análisis preciso de los sistemas económicos capitalista y comunista; porque es una de esas películas que no importa cuántas veces la veas, siempre seguirás riéndote igual o más.

 

¿Creéis que nos hemos olvidado de alguna película en nuestro TOP 10? ¡Esperamos vuestros comentarios!

 

Nacho Gutiérrez

No hay comentarios