Compartir

segunda temporada de La Peste

Movistar+ confirmó hace pocos días que en 2019 estrenará la segunda temporada de La peste. Las razones son evidentes: en sus primeros días, el episodio uno de la serie batió récords, superando un 40 % los mejores datos de audiencia de cualquier producto emitido por la plataforma. Porque 1 de cada 5 espectadores que ha comenzado a ver La peste ya ha terminado los seis episodios de esta temporada, según datos de Movistar+, un ratio muy positivo.

Según datos oficiales, esto supera el estreno de la séptima temporada de Juego de tronos. La ficción, creada por Rafael Cobos y Alberto Rodríguez (La isla mínima), ha satisfecho tanto a crítica como a público. Movistar+ puede estar orgullosa de que el producto más esperado del año (que, recordamos, recibió una inversión 10 millones de euros para su producción) esté cosechando buenas opiniones y manteniendo el estándar de calidad que se espera en una industria que se está volviendo tan competitiva.

El futuro de la industria televisiva española

Protagonizada por Paco León (de quien sabemos dirigirá una serie para Movistar+ sobre Ava Gardner) y Pablo Molinero, La peste se ha convertido en el buque insignia de la compañía en lo que se refiere a producciones propias. Si las cosas funcionan (es decir, si el éxito se mantiene y esta y las demás series por venir pueden convertirse en emblemas de nuestra industria), es probable que España se ponga en el punto de mira de la ficción televisiva internacional. Por el momento, La peste ha caído en manos de la distribuidora Sky Vision, que venderá la serie en el extranjero.

Movistar+ ha apostado este pasado 2017 por centrarse en producciones propias de gran calidad en su diseño de producción, un potente (a veces polémico) guion y un despliegue transmedia bastante serio. Ya nos han llegado La zona, Vergüenza y La peste), y para 2018 el ritmo no va a bajar mucho. Llegarán otra tanda de proyectos de gran calibre, entre los cuales se encuentran Arde Madrid, Félix, Mira lo que has hecho y Gigantes, entre otros, para ir abriendo boca.

David G. Maciejewski

No hay comentarios

Dejar una respuesta