Compartir

mimosas-el-palomitron

Concluye la XIII edición del SEFF con buenas noticias para la organización. Su director, Juan Luis Cienfuegos, se ha felicitado por las cifras de público que, a falta de datos oficiales, ya ha adelantado que han batido récords respecto a ediciones anteriores.

Las sensaciones en cuanto a organización y programación han sido positivas. Sin embargo, se han echado de menos más propuestas de estreno en una Sección Oficial plagada de competidoras en Cannes y otros festivales europeos como Locarno. La falta de películas en primicia en la competición principal se ha suplido, eso sí, con directores populares como Xavier Dolan y un nivel, en general, bastante alto.

El jurado de este año ha sorprendido premiando a una comedia, la francesa Ma Loute, con el máximo galardón del festival. Además del Giraldillo de Oro, la cinta de Bruno Dumont se ha llevado el premio a la Mejor actriz a la debutante Raph, pese a no ser protagonista absoluta de la película. La intérprete Pilar López de Ayala, miembro del jurado, ha destacado en la rueda de prensa el “impresionante trabajo actoral y la deliciosa locura” de una película que a nosotros no nos convenció demasiado.

También ha sido un debutante francés el premiado como Mejor actor: Victor Ezenfis y su insolente adolescente en Le fils de Joseph, que además ha conseguido el premio al Mejor guion para Eugène Green. El cine galo ha copado buena parte del palmarés, si bien esperábamos que algunas propuestas más arriesgadas como Malgré la nuit hubieran estado presentes en unos premios que este año se han mostrado más conservadores que en otras ediciones.

Sí que se ha valorado el riesgo narrativo de Alain Guiraudie, Mejor director por la provocadora Staying Vertical, y del español Oliver Laxe, que ha conseguido con Mimosas el Premio Especial del Jurado y una Mención Especial al Sonido y Montaje de la película.

Otra sorpresa, negativa en este caso, es que en una edición tan concienciada con la igualdad de género en el cine, especialmente en incorporar a la Sección Oficial películas con autoras femeninas, solo haya galardonado a American Honey, de Andrea Arnold, a la Mejor fotografía, cuyo responsable además es un hombre (Robbie Ryan). Solo la Asociación de Escritores Cinematográficos de Andalucía ASECAN ha premiado a una película con autoría femenina: Godless, de Ralitza Petrova.

En el resto de secciones, han sido premiadas Heartstone, de Guðmundur Arnar Guðmundsson (Premio Ocaña a la Mejor Película LGTBi) The sun, the sun blinded me, de Anka Sasnal y Wilhelm Sasnal (Las Nuevas Olas); Paradise! Paradise! de Kurdwin Ayub (Las Nuevas Olas – No Ficción); Los objetos amorosos, de Adrián Silvestre (Resistencias), y Toni Erdmann, de Maren Ade (Premio del Público y Mejor Coproducción Europea). El palmarés completo se puede consultar aquí.

Como sorpresa final, se ha confirmado que Sevilla acogerá por primera vez la gala de los Premios del Cine Europeo en 2018. Una buena noticia para una ciudad y un festival que cada vez tienen más relevancia en todo el continente.

Fon López

No hay comentarios

Dejar una respuesta