Compartir

Minions

 

Son amarillos, adorables, les encantan las bananas y servir a un supervillano. ¿Sabéis de quiénes os hablamos? Por si no ha quedado claro, os damos otra pista: una de sus expresiones más graciosas y repetitivas es: “Toma, para tú”. Esto no falla. Seguro que todos estáis pensando en los MINIONS. Y es que estos pequeños y achuchables personajes vuelven por tercera vez a la gran pantalla, ahora con muchísimo más protagonismo. Este spin off de LOS MINIONS está dirigido por PIERRE COFFIN, creador de GRU, MI VILLANO FAVORITO (2010) y GRU 2: MI VILLANO FAVORITO (2013), y KYLE BALDA (LORAX. EN BUSCA DE LA TRÚFULA PERDIDA). La fiebre de los minions retorna de nuevo para seguir dejando huella.

Esta nueva cinta narra de dónde salieron los minions; y es que, como se ve, han existido desde el principio de los tiempos. Estos evolucionaron de organismos unicelulares amarillos (que procedían del mar) a seres cuyo único objetivo es servir a los mejores villanos de la historia. Desde sus orígenes tendrán que encontrar al que sería el villano por excelencia, ya que van pasando por diferentes amos que van destruyendo (el Tyrannosaurus rex, Drácula, Napoleón…). Esta circunstancia les hará quedarse por un tiempo solos y escondidos en la Antártida. La situación de estar sin un amo concreto supone para ellos una situación cercana a la depresión y, por ello, tres de los minions intentarán buscar remedio organizando una expedición en busca del mejor villano, en el que conocerán a Scarlet Overkill, la primera mujer supervillana.

 

Minions

 

En la versión doblada al castellano es ALEXANDRA JIMÉNEZ (REQUISITOS PARA SER UNA PERSONA NORMAL) la que pone voz a la malvada Scarlet Overkill, mientras que QUIM GUTIÉRREZ (LOS OJOS AMARILLOS DE LOS COCODRILOS) presta su voz al inventor y marido de Scarlet, Herb Overkill. En la versión original son SANDRA BULLOCK (GRAVITY) y JON HAMM (EL CHICO DEL MILLÓN DE DÓLARES) los que, respectivamente, ponen voz a estos personajes. Un pareja de villanos que no conquista, puesto que aquí los importantes son los minions y sus apariciones son una lucha constante.

En GRU, MI VILLANO FAVORITO pudimos ver los planes maléficos del amo actual de los minions, donde estos esbirros quedaban en un tercer plano, mientras que en GRU 2: MI VILLANO FAVORITO, gozaban de un protagonismo todavía mayor, al tiempo que eran testigos de la relación amorosa de su amo y la agente de la Liga Antivillanos, Lucy Wilde. Sin embargo, en este nuevo filme no es así. En LOS MINIONS, los 91 minutos de duración de la película son por y para ellos, como si de un homenaje a estos se tratara. De hecho, este es el aspecto fuerte del largometraje, pero a la vez un handicap para aquellos fans del indiscutible jefe-padre Gru, de las pequeñas Margo, Edith y Agnes, de los unicornios de peluche y del Doctor Nefario, puesto que en esta los echarán de menos en algunas circunstancias.

 

Minions

 

BRIAN LYNCH (EL GATO CON BOTAS, HOP) se ha encargado de escribir el guion de esta nueva parte que da lo que esperábamos (o esa es nuestra visión). No esperéis un giro de guion con efectos sorpresa (realmente tampoco es necesario), puesto que es un filme dedicado al público infantil y a los seguidores de estos graciosos muñecos. Centrar la trama en la evolución a lo largo de la historia de estos personajes, que aparecen caracterizados en función del tiempo en el que viven y ver cómo se les resiste cada uno de los amos, supone un gran acierto a la hora de mostrar cómo son realmente estos simpáticos personajes. En definitiva: se trata de una cinta para aquellos que requerían más protagonismo para estas adorables criaturas, lo que realmente se ha logrado.

Una historia que sitúa y desvela de dónde vinieron los minions, su amor a las bananas y de dónde sacaron su famoso peto azul (que es su uniforme actual). Con pupetes o sin pupetes, está claro que estos simpaticones personajes amarillos están hechos para llevar dignamente ellos solos una película sin necesidad de ningún personaje adicional. Y es que… ¡son tan blanditos que nos queremos morir!

 

 

LO MEJOR:

  • Momentos divertidos (pirámide, papaya, banana, cuento de los tres cerditos versión minion, calle Abbey Road).
  • Las estrellas de la cinta son los minions.
  • Conocer el origen de los minions.
  • Guiños a las anteriores cintas.

LO PEOR:

  • Previsible.
  • Echar de menos a alguno de los personajes de las anteriores cintas.
  • No conquistan el personaje de Scarlet y Herb Overkill.

 

 

María Páez

No hay comentarios