Compartir

 

Cartel los miercoles no existen

 

Jóvenes en la treintena, problemas de pareja y líos de por medio… Retazos de esas relaciones unidas irremediablemente por los enredos de las casualidades. Así es cómo está hilada LOS MIÉRCOLES NO EXISTEN, basada en la obra de teatro homónima. El argumento suena de haberlo visto anteriormente; de hecho, en la filmografía española es imposible no recordar EL OTRO LADO DE LA CAMA, que también venía en formato musical, como la presente. No obstante, se aleja de la obra que dirigió EMILIO MARTÍNEZ LÁZARO hace ya más de trece años.

El autor que hay detrás ahora es PERIS ROMANO, que debutó en la dirección con 8 CITAS, junto a RODRIGO SOROGOYEN (STOCKHOLM). Ahora se pone solo al frente de este puzzle que refleja sentimientos, los de uno mismo, esos que nos guardamos para nosotros, como el miércoles, el día de la semana que uno guarda para sí. El guion nació para llevarse a cine hace tres años, pero la mala situación del cine hizo que el proyecto girara la vista hacia las tablas, un cobijo que no parecía muy tocado por la crisis. Allí funcionó, y muy bien. Tanto que ahora la historia sí se ha adaptado a la gran pantalla.

 

los miercoles alexandra eduardo

 

Todo transcurre en los rincones de Madrid, y muchas veces en los bares, como casi todas las buenas anécdotas de nuestra vida. Y siempre en miércoles de distintos años, desordenados. Ya se encargará el espectador de ponerlos en línea. Como el día al que se refiere el título, estos personajes están “atrapados” en la mediana edad, un punto y aparte para muchos donde se sienten desilusionados y sin saber a dónde tirar. Sus vidas se cruzan e intiman de diferente forma, aunque no siempre de la manera más correcta. Del elenco actoral, sólo dos proceden de la versión teatral: GORKA OTXOA (PAGAFANTAS) y WILLIAM MILLER (que participó en series HISPANIA o LAS AVENTURAS DEL CAPITÁN ALATRISTE). Completan el reparto INMA CUESTA (LA NOVIA, que se estrenará en diciembre), EDUARDO NORIEGA (PRESENTIMIENTOS), ALEXANDRA JIMÉNEZ (ANACLETO: AGENTE SECRETO) o ANDREA DURO (PROMOCIÓN FANTASMA), y también merece mención MARÍA LEÓN por esa introducción que ofrece. Todos ellos son amigos o desconocidos que se encuentran, se pelean, se reconcilian y siguen con sus vidas.

LOS MIÉRCOLES NO EXISTEN no es un musical al uso. De hecho no pertenece a este género: es una comedia a la que se le han añadido temas de ayer y de hoy para hablar de los seis protagonistas. Éxitos de JULIO IGLESIAS o RAFFAELLA CARRÁ se mezclan con los de LOS RONALDOS y, haciendo de introductorios a ciertos episodios de la trama, expresan con la letra de las canciones lo que les pasa por las cabezas.

 

los miercoles william inma

 

Algún golpe es correcto y el hecho de que no sea lineal da cierta originalidad. Aunque no molesta, se nota la excesiva teatralidad, lo que hace que pierda frescura. Y eso que la historia no puede ser más generacional ni más empática con el espectador. Sin embargo, su duración (dos horas y diez minutos) le hace flaco favor. Además, por mucho que esté incluida en el género de la comedia, es el drama quien se adueña demasiado de la trama y provoca que ésta no se presente tan ligera como se pide. Y lo curioso es que la historia, habiendo nacido para cine, quede más acorde sobre los escenarios. El éxito teatral no es sinónimo de taquillazo. Pero eso ya se comprobará más adelante. Sin duda, posee buenas intenciones, aunque flaquea el factor sorpresa.

 

 

LO MEJOR:

  • La interpretación de GORKA OTXOA.
  • La maravillosa estampa que se recoge de Madrid.
  • Algunas líneas de guion, que poseen verdadera chispa.

LO PEOR:

  • Ya hemos visto varias veces esta crisis treintañera.
  • Algún que otro espectador se verá decepcionado al no tener la carcajada continua.
  • La duración es excesiva para una historia de esta índole.

 

María Aller

No hay comentarios