Compartir

 

Stanley Kubrick en El PalomitrónDecenas y decenas de libros y, posteriormente, miles y miles de artículos se han escrito sobre Stanley Kubrick. Muchos a favor; otros (pocos), radicalmente en contra. Ante este panorama de completa saturación, es muy difícil aportar nuevas ideas, o matizar las asunciones más conocidas, sobre el director. No obstante, Juan Carlos Polo, licenciado en Imagen en la Facultad de Ciencias de la Información de Madrid, cofundador de la editorial Ediciones JC y trabajador del departamento de cine de Telecinco desde los 90, lo consigue con Stanley Kubrick: La perfección obsesiva. La obra es el número 23 de la colección Directores de Cine de la editorial Ediciones JC. Su primera edición fue publicada en 1986, junto con el estreno de La chaqueta metálica. En 1999 salió al mercado una segunda edición que añadía un capítulo dedicado a Eyes Wide Shut. La tercera (¿y última?) es de este año y es la que nos disponemos a reseñar.

STANLEY KUBRICK EL PALOMITRÓN

La estructura del libro es simple pero efectiva. En primer lugar, se nos presenta el universo del director a través de declaraciones de otros directores (Welles, por ejemplo), de analistas de su obra y del propio Kubrick. El texto es breve, pero contiene apuntes interesantes. Los dos siguientes apartados son una pequeña biografía de Kubrick y un análisis de sus dos primeras películas (Miedo y deseo y El beso del asesino, del 1953 y 1955, respectivamente). A partir de aquí, cada apartado está enfocado a una peli del realizador y, como es comprensible por la diferencia de magnitud entre ellas, algunos capítulos son más cortos (Atraco perfecto) y otros más largos (2001: Una odisea en el espacio, el más trabajado). Juan Carlos Polo no se limita a reseñar cada obra, sino que la contextualiza en la carrera del director y, también, en las dinámicas en que se veía inmerso el cine contemporáneo, da detalles sobre su producción y estudia la reacción de la crítica y el público ante ella. Los dos últimos análisis (el de La chaqueta metálica y el de Eyes Wide Shut) los escribe Juan Carlos Rentero, quien ha colaborado en la colección Directores de cine con libros sobre Billy Wilder, Woody Allen y Alejandro Iñárritu (El renacido). Contienen menos datos pero más opinión, están escritos con mucha ironía y el autor produce grandes frases como “porque en pocas cosas hay tanta unanimidad como en considerar la guerra una locura y, sin embargo, siempre ha existido a lo largo de los siglos”.

STANLEY KUBRICK EL PALOMITRÓN

El perfil del lector de Stanley Kubrick: La perfección obsesiva es el de un cinéfilo en fase de formación, de los que devoran filmografías enteras de grandes directores en pocos días, que quiere hacer un primer visionado de las pelis de Kubrick, o el de un espectador ya más veterano que ha visto varias veces las grandes obras del director y ahora quiere dar una cohesión a todas esas experiencias inconexas. En cualquier caso, el libro es un buen acompañante para visitar todas las obras del director, que te aportará información extra y que, a diferencia de la que puedes encontrar en la sección de Curiosidades de IMDB, tiene un sello de rigurosidad.

En resumen, el libro firmado por Juan Carlos Polo (la edición no es de coleccionista, pues no hay tapa dura, pero es adecuada para un lector casual, en iniciación) consigue superar los tópicos asociados al director y dar una nueva visión sobre su obra. El hecho de que el libro tenga una larga bibliografía es una prueba más de su riqueza de contenidos, pese a su corta extensión, y del gran trabajo de investigación (hecho en una época donde aún no existía la Wikipedia) por parte del ensayista, que, claramente, queda plasmado en cada página.

 

Pau Jané

No hay comentarios