Compartir

Batman: La LEGO Pelicula El Palomitron

Hace tres años, una cinta supuestamente infantil llegaba a nuestras carteleras con una excéntrica premisa: todos sus escenarios, personajes y elementos estaban formados por bloques de Lego. Hablamos evidentemente de La LEGO Película, un pastiche paródico y socarrón que obtuvo la categoría de joya de culto desde el momento de su estreno. De esa cinta han trascendido principalmente dos elementos: en primer lugar, su tema principal, Everything Is Awesome, cuya adaptación en forma de número musical en los Premios Oscar de 2015 fue uno de los puntos fuertes de la edición de ese año; en segundo lugar, esa visión pasada de vueltas de Batman que presentó. Ahora, aprovechando el tirón de dicho personaje, Warner Bros. y Vertigo Entertainment nos traen un spin-off protagonizado por esta versión del Caballero Oscuro fabricada con los bloques de plástico de la célebre empresa danesa.

En Batman: La LEGO película (cuya nomenclatura sigue la tendencia prosaica y práctica de La LEGO película y del concepto de los Lego en general) todas las piezas se juntan para crear una gran representación de Gotham City y del universo de Batman y DC. Una amplísima selección de escenarios, gadgets, villanos, trajes y demás elementos propios se dan cita en un filme que es, esencialmente, una historia de amor-odio entre el murciélago enmascarado y su némesis, el Joker, y, por encima de todo, una exploración en clave de comedia de las complejidades de la personalidad de Bruce Wayne: un multimillonario fascista, soberbio y vanidoso que juega por las noches a ser juez, jurado y verdugo de su ciudad sin aceptar la ayuda de nadie (salvo de su imprescindible Alfred, claro).

Y es que Batman es la estrella absoluta de la función: desde los títulos iniciales el filme le rinde amor incondicional a su protagonista y toda la amalgama de personajes quedan a merced de esta visión hilarante y totalmente fuera de control del superhéroe, que pese a estar hecho de bloques de Lego resulta mucho menos hierático que sus versiones de carne y hueso. Cierto es que la cinta enfatiza la importancia de la amistad y el trabajo en equipo pero, ¿quién necesita amigos cuando puede ser Batman?

Batman: La LEGO pelicula El Palomitron

Repite Chris McKay (creador de Robot Chicken) como director, y él y su equipo prosiguen la estela de los méritos alcanzados en La LEGO película. Por sorprendente que resulte, los universos 3D creados a imagen y semejanza de las construcciones de bloques Lego resultan tremendamente vistosos. Esto, unido al estilo de realización planteado por McKay, a sus diálogos repletos de ritmo y a su deslumbrante paleta de colores, supone que Batman: La LEGO película resulte una cinta increíblemente amena y fluida. Una vez se entra en su personalísima propuesta visual, las escenas se suceden una tras otra ante la retina del espectador de forma casi hipnótica.

Poco podemos decir sobre los méritos de los actores de voz del filme en su versión original (que cuenta con las voces de Will Arnett, Zach Galifianakis y Michael Cera, entre otros), puesto que Warner ha decidido proyectar la versión doblada en los pases de prensa que ha realizado en nuestro país, quizás pensando, erróneamente, que al tratarse de una cinta de animación estas interpretaciones tienen menos valor o relevancia. Esta decisión, pese a ser el doblaje al castellano de calidad, impide a este redactor tener una visión global de la obra tal y como fue planteada originalmente, condición sine qua non para poder realizar una crítica completa.

Joker Batman El Palomitron

Batman: La LEGO película es una fiesta desmedida y autorreferencial que repite los aciertos de su predecesora y saca el máximo provecho al prolífico universo del que bebe. Toca cada uno de los palos que deben ser tocados si se quiere realizar un acercamiento a la compleja liturgia del hombre murciélago y salir vivo en el intento, y lo hace con maestría y conocimiento de causa. Es una de las mejores cintas protagonizadas por Batman y, con toda seguridad, muchos fans desearán que pertenezca al canon antes que aquel bochornoso Clooney con pezones o, sin ir más lejos, que los recientes tropiezos del Universo Cinematográfico de DC, con las madres tocayas a la cabeza.

Porque la verosimilitud y la coherencia son elementos básicos en el cine, y esta cinta, por excéntrica que pueda parecer, los posee. Batman vuelve.

LO MEJOR:

  • Batman.
  • Su habilidad para parodiar un universo tan complejo.
  • Visualmente es una delicia.
  • Su ritmo frenético potencia al máximo los chistes y las escenas de acción.
  • Batman.

LO PEOR:

  • Si no disfrutaron con La LEGO Película y no les interesa el Caballero Oscuro, aléjense.
  • Cierta hipocresía en su discurso: defiende las virtudes del trabajo en equipo, pero también que Batman, tal como es, “lo mola todo”.

 

Tomás Ruibal

No hay comentarios

Dejar una respuesta