Compartir

 

Wicked-City-ABC-TV-series-hero-1368x506

 

En los tiempos que corren, querer traer a la actualidad Los Ángeles de los años 80 puede ser algo arriesgado, sobre todo cuando en otras cadenas lo hicieron (recordemos AQUARIUS, la serie de DAVID DUCHOVNY) aunque solo fuera en la temporada veraniega y no le saliera bien del todo. Y claro, eso es lo que le ha ocurrido a la a priori prometedora serie de suspense y temporadas independientes de la cadena ABC, WICKED CITY.

WICKED CITY nos traslada al ambiente ‘cutre’ de los años 80 en Sunset Stip en donde seguimos las hazañas de Kent (ED WESTWICK, el archiconocido Chuck Bass de GOSSIP GIRL) un asesino en serie que anda de bar en bar buscando señoritas de buen ver, las encandila diciéndoles que es un corredor de bolsa en Hollywood y llama a las radios dedicándoles canciones para después apuñalarlas en el cuello. Pero ahí no no se queda la cosa: Al más puro estilo de la reciente EL CADÁVER DE ANNA FRITZ, nuestro amigo Kent opta por tener relaciones sexuales con los cadáveres.

 

WickedCityEdWestwick

 

Entre andanza y andanza, Kent conoce a Betty (ERIKA CHRISTENSEN, SEIS GRADOS) una enfermera y madre soltera con la que no llega a ejecutar su plan, pues justo cuando va a enseñarle sus armas, una periodista llamada Karen encarnada por TAISSA FARMIGA (THE FINAL GIRLS), se interpone entre sus planes. De la misma manera encontramos al detective Sosa (JEREMY SISTO, SUBURGATORY) que le pisa los talones.

Durante 42 minutos se esfuerzan en decirnos lo sucio y cutre que era Los Ángeles en los 80 pero sin sacarle el brillo típico de las series de la ABC. La pantalla se inunda de música ochentera mostrándonos claramente en que década estamos. Canciones de Billy Idol, Joan Jett y alguna pista de Soft Cell dejan aún más clara la época en la que está situada WICKED CITY.

 

WickedCity

 

En cuanto al reparto, si bien el personaje de WESTWICK hace gracias demasiado exageradas, hay que reconocer que defiende bien su personaje. También lo intenta hacer el de CHRISTENSEN, aunque dejándonos con la sensación de no estar totalmente metida en su personaje haciéndonos pensar aquello de: “Bueno, no pasaría nada si cambiaran de actriz”.

Creada por STEVE BAIGELMAN, debutante en el mundo de la televisión, y dirigida por TOM SHANKLAND (RIPPER STREET), WICKED CITY tendrá mucho que mejorar en los 10 episodios que le otorgó en su día ABC. Aunque, a decir verdad, si sigue por este camino quizá no llegue ni a ese número de emisiones…

 

 

 

Marcos Tarrio

No hay comentarios