Compartir

Americah Horror Hotel El Palomitrón

Habíamos perdido la fe y Ryan Murphy nos la ha devuelto a golpe de mandamientos. Si la noticia de que Lady Gaga sería la actriz principal de la nueva temporada de AHS había elevado el hype a la estratosfera, los diversos teaser trailers que inundaron Internet durante el verano nos acabaron de convencer. Después de la decepción (aunque espectacular, estéticamente hablando) cuarta temporada, American Horror Story necesitaba volver a lo grande, a su esencia. Y ha vuelto mostrándonos lo más desagradable de la perversión humana. Después de este primer episodio, jamás dormirás a gusto en un hotel.

CQgh6CjWoAAZefM

1. El terror clásico como referencia

El capítulo comienza con dos chicas suecas que llegan al Hotel Cortez, guapas y, porque no decirlo, carne de ser víctima de una película de terror: rubias, con cuerpo de modelo de ropa interior, totalmente despreocupadas que solo vienen en busca de diversión. Sin embargo, más que un cliché, veo una más de las decenas de referencias al mundo del terror que nos brinda esta capítulo. Kathy Bates (Misery) es la recepcionista que les recuerda que no hay WI-FI ni cobertura en el hotel. Tras un buen susto inicial, el capítulo da paso a la esperada e inquietante intro, un clásico de la serie, en la que podemos ver escenas estremecedoras intercaladas con los 10 mandamientos escritos en luces de neón. 

NEPDBsNP3z9jTQ_2_b

Las referencias al género de terror se suceden sin respiro desde la entrada en el hotel, el cual presenta una moqueta con un dibujo más que familiar. ¡BINGO! El dibujo del enmoquetado es el mismo que vemos en el hotel de El Resplandor (Stanley Kubrick, 1980), una película cuyas referencias ya podíamos ver en los pósters promocionales, donde una maravillosa y larga cabellera de Lady Gaga se precipitaba de las puertas del ascensor como lo hace la sangre en la película de Kubrick. También unos inquietantes y similares niños que corretean por los pasillos, nos recuerdan a las adorables gemelas de la película de los 80, sin embargo, la estética de estos recuerda más a la de Los Chicos del Maíz (Fritz Kirsch, 1984). El uso de la steadicam, que sigue a muchos de los personajes, convirtiendo la escena en un plano asfixiante y desconcertante, también es un recurso sacado de esta película de culto.

ahs-hotel (1)

2. Las estrellas que se alojan en el Hotel

Sarah Paulson (12 años de esclavitud), con look ochentero, aparece buscando afecto en una de las primeras víctimas del Hotel Cortez: Max Greenfield (New Girl), un drogadicto que se verá envuelto en un asunto muy bizarro, constituyendo una de las escenas más desagradables y perturbadoras de las cinco temporadas de la serie creada por Ryan Murphy (Glee) y Brad Falchuk (Nip/Tuck). Escena que tiene una clara referencia a Seven (David Fincher, 1995), como también lo son todas las referencias religiosas y pecaminosas de este capítulo. Denis O´Hare (True Blood), otro asiduo a los horrores de Murphy, parece ser el más normal del hotel, aunque se haga llamar Liz Taylor y vaya vestido de mujer y totalmente rapado.

35

Llega el ecuador del capítulo y las estrellas hacen su aparición, esta vez con más referencias al mundo de la música que al del cine. Matt Bomer (The Normal Heart) saliendo de una bañera, sumido en una azulada niebla que recuerda mucho al videoclip de Freedom de George Michael, así como el tocado negro con la melena rubia de Gaga recogida, nos recuerda al look de Madonna en Evita (Alan Parker, 1996). Estilismo desmedido, pero elegante y a ritmo de She Wants Revenge, la pareja llega a un visionado al aire libre de Nosferatu (F.W.Murnau, 1922) y sacan toda su artillería.

AHS_501_0005d_hires1-1024x681

Entre otros detalles que nos recuerdan desde American Psycho a Evil Death, pasando por Pesadilla en Elm Street, en este primer capítulo conoceremos la vida de uno de los protagonistas de la temporada (con permiso de Gaga y Bomer), el agente Lowe, interpretado por Wes Bentley (Interstellar). Pequeñas intervenciones de personajes de la primera temporada y el descubrimiento (ya en el primer episodio y a bocajarro) de algunas de las historias, hacen de este primer capítulo una joya para enmarcar que nos devuelve las ganas y los nervios por ver cuán perversa puede ser la imaginación de Murphy y Falchuk.

american-horror-story-ahs-season-5-hotel

3. American Horror Story Hotel: la historia real

Aunque quedan muchos personajes por aparecer y muchas historias por conocer, lo que sí sabemos es que el Hotel Cortez tiene dos referencias claves a hechos reales, algo que les suele encantar a los creadores de esta serie. Una es el hotel de los horrores de H. H. Holmes y la otra es el todavía existente, Hotel Cecil, situado en el 640 de S. Main Street en Los Ángeles (640 y la habitación clave del Hotel Cortez es la 64, ¿casualidad?). En este último, no solo se hospedaron numerosos asesinos y suicidas, sino que además fue el último lugar en el que se vio a la Dalia Negra, la cual había sido imagen del propio hotel. Recordamos que este personaje, sale en American Horror Story: Murder´s House, la primera temporada, interpretado por Mena Suvari (American Beauty).

American Horror Story Hotel Gaga El Palomitrón

Sí es cierto que echamos mucho de menos a Jessica Lange (American Horror Story: Freak Show), pero la fuerza con la que irrumpe este primer episodio en nuestras tranquilas vidas nos hace imposible el pensar en Lange, al menos hasta el final del episodio. Esta oda al terror combinada con casos reales, además del juego entre sexo y muerte que tanto asombra a Murphy, está coronado por unas (todavía) breves, pero fantásticas interpretaciones de Bomer y Gaga. Aunque con el estómago encogido y los párpados ligeramente entreabiertos, estamos deseando entrar en todas y cada una de este angustioso hotel. Y es que no lo podemos evitar, nos gustan las series porque “mucho trabajar y poco jugar, hacen de El Palomitrón un chico aburrido”

Lorena Rodríguez

1 Comentario