Compartir

Termina 2015 y lo hace con una industria audiovisual profundamente renovada en nuestro país. El nacimiento de MOVISTAR + y la llegada de NETFLIX en otoño contribuyen a que la oferta legal esté a la altura de la demanda de consumo de los seriéfilos. Aún quedan pasos que dar, como la producción propia, pero para eso tendremos que esperar como mínimo hasta 2016. La televisión en abierto nos deja buen sabor de boca (a pesar de algún disparate) y, al otro lado del Atlántico, continuidad y candidatos/as a suplir a Walter White y Don Draper. Este es nuestro balance.

2015, EL AÑO DE LOS ZOMBIS (Y DE LA MARMOTA)

fear-the-walking-dead

AMC, que a pesar de emitir THE WALKING DEAD no posee los derechos de explotación de la serie, acertó exprimiendo un poco más la gallina de los huevos de oro y produciendo la precuela FEAR THE WALKING DEAD, que se convirtió en el estreno de una serie por cable más visto de la historia con más de 10 millones de espectadores. En España sirvió para situar en el mapa audiovisual a la cadena de pago que había desembarcado meses atrás en nuestro país, reportándole entre 130 000 y 180 000 espectadores semanales.

The CW, por su parte, se marcaba un tanto con iZOMBIE que, a pesar de unas audiencias irregulares, fueron suficientes para su renovación. LES REVENANTS y su secuela RESURRECTION (cuya primera temporada arrasó en Telecinco pero la segunda se despidió a altas horas de la madrugada este verano) confirman que la burbuja de los muertos vivientes aún no acaba de estallar.

Marvel vs. DC: EL OLIGOPOLIO DE LOS SUPERPODERES

jessica-jones-el-palomitrón

El género de los superhéroes nunca ha dejado de funcionar, si bien en los últimos años (y gracias al tirón de LOS VENGADORES) el desembarco de Marvel en televisión ha superado todas las expectativas. Desde AGENTS OF S.H.I.E.L.D y AGENT CARTER, que se han asentado estupendamente en ABC, hasta el acuerdo de la compañía con NETFLIX (que ya nos ha traído las excelentes DAREDEVIL Y JESSICA JONES), la factoría ha adelantado por la derecha a su competidora DC, que cuenta con dos de los pilares de The CW (ARROW y THE FLASH) y estrenó con gran éxito (el mejor debut de la temporada) SUPERGIRL en la CBS. Algunas de estas series van a estar seguro en las listas de lo mejor del año. Tenemos superhéroes para rato.

FARGO 2 – 0 TRUE DETECTIVE

fargo-season-2

TRUE DETECTIVE empezó a morir lentamente ya en 2014 tras la desastrosa y fallida decisión de HBO de incluirla en la categoría de drama en lugar de miniserie en los Emmy, consiguiendo que esta se fuera de vacío. Este año la segunda temporada no ha podido tener peores críticas, convirtiéndose en el fenómeno más efímero de los últimos años. De momento no hay noticias acerca de su renovación, pero a estas alturas tampoco parece importar demasiado. Todo lo contrario le ha sucedido a FARGO, que precisamente ganó el Emmy a la mejor miniserie el año en el que TRUE DETECTIVE quiso jugar en ‘la liga de los mayores’ y cuya repercusión y boca a boca fueron muy positivos. La segunda temporada, a punto de finalizar, es toda una lección de dirección e interpretativa, y FX ya ha anunciado una tercera tanda que, eso sí, no veremos hasta 2017.

Las cadenas norteamericanas siguen apostando fuerte por las antologías, que otorgan en muchos casos notoriedad (AMERICAN HORROR STORY: HOTEL ha estado en boca de todos gracias al fichaje de LADY GAGA) o prestigio (AMERICAN CRIME ha sido nominada a los Globos de Oro y ha recibido buenas críticas pese a su escasa audiencia en ABC, que estrenará su segunda temporada a comienzos del año próximo). El estreno más inminente: lo nuevo de RYAN MURPHY, AMERICAN CRIME STORY (no es un híbrido de las dos anteriores, aunque lo parezca).

ESPAÑA: UN PASO ADELANTE, DOS HACIA ATRÁS

el-ministerio-del-tiempo-el-palomitrón

Este ha sido un buen año principalmente para Antena 3, que apenas ha contado con fracasos entre sus estrenos (la comedia ALGO QUE CELEBRAR no pasó de la primera temporada) y se ha marcado un tanto con su propia antología (BAJO SOSPECHA) su comedia de tópicos regionales (ALLÍ ABAJO), el thriller almeriense MAR DE PLÁSTICO y, sobre todo, el drama carcelario VIS A VIS, que se han sumado al éxito de VELVET.

En 2015 ha nacido el primer fenómeno fan de seriéfilos españoles: los ministéricos. EL MINISTERIO DEL TIEMPO es aventura, humor, diversión, divulgación y el claro ejemplo de que una televisión pública puede y debe diferenciarse de las privadas con contenidos que equilibren calidad, entretenimiento y servicio público. Sus seis episodios nos supieron a muy poco pero en breves nos llegará una segunda tanda con trece nuevos capítulos de viajes en el tiempo por la historia de nuestro país.

Hasta aquí todo muy bien, pero no olvidemos que este año se han estrenado la inefable versión de ALATRISTE en Telecinco, la inenarrable tira cómica GYM TONY, el regreso de ANTONIO RESINES en AQUÍ PAZ Y DESPUÉS GLORIA, la efímera ANCLADOS, la ‘peculiar’ RABIA de Cuatro y las dos grandes decepciones de la temporada: REFUGIADOS y CARLOS, REY EMPERADOR. De estas dos últimas, la primera al menos supuso un salto evolutivo a la hora de producir series en España. La segunda, el fin de una etapa en la ficción de TVE, que se niega a dar un final digno a sus series más longevas.

UNA TEMPORADA DE TRANSICIÓN

cookie-empire-el-palomitrón

Tras siete temporadas hemos dicho adiós con mucho dolor a MAD MEN, solo un año después del final de BREAKING BAD. Con la despedida igualmente dolorosa de DOWNTON ABBEY con su próximo especial de Navidad y las de LOUIE y PARKS & RECREATION en primavera, se nos han ido muchas de las ficciones más laureadas del último lustro. Los Globos de Oro de 2016 manifiestan un proceso de transición tanto en drama como en comedia con muchas debutantes en las ceremonias de premios, alguna que otra superviviente y otras (MODERN FAMILY, THE GOOD WIFE) que inevitablemente van dejando paso a nuevas producciones.

Del lado de las nuevas sorprenden el fenómeno hiphopero EMPIRE (Cookie es uno de los personajes del año), SENSE 8, la veraniega UNREAL, el spin-off BETTER CALL SAUL, NARCOS o la impactante MR. ROBOT. De momento es pronto para vaticinar si entre ellas se encuentra la nueva favorita de crítica y público. Para eso tendremos que esperar a la siguiente temporada.

Entre las que continúan, este ha sido el año de consolidación de THE LEFTOVERS y THE AFFAIR, ambas renovadas para el próximo otoño, el renacer de HOMELAND contra todo pronóstico y el asentamiento definitivo de THE AMERICANS como una de las grandes series del momento. Por supuesto, un año más the winter came y trajo consigo algunas de las escenas más impactantes de 2015. JUEGO DE TRONOS nos ha regalado una temporada menos intensa que la anterior, pero secuencias como el paseo de la vergüenza permanecerán en nuestras retinas durante mucho tiempo. Ya queda menos para saber qué nos traerán los vientos del norte en 2016.

Fon López

1 Comentario